El concejal del Grupo Popular, Santiago Ballester, ha anunciado la presentación de una Moción a la comisión de Hacienda, que se celebra el próximo lunes 28 de octubre, para que el Ayuntamiento inste al ministerio de Hacienda a que aplique el IVA reducido cultural del 10%, apelando a la particularidad que supone y al hecho de formar parte de los elementos distintivos de las Fallas como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad.

Para llevar a cabo la iniciativa, ésta debería ir superando "pantallas", desde la propia comisión de Hacienda al pleno municipal, pasando posteriormente por el gobierno autonómico, para que éste lo trasladara el gobierno de España. Ballester señala en su Moción que “las Fallas están viviendo una época convulsa a cuenta del COVID 19, pues han tenido que cancelar su celebración este ejercicio 2020 debido a la pandemia mundial. Y todo apunta a que 2021 deberán sufrir alguna modificación con respecto a las celebraciones habituales”.

Estas cancelaciones o modificaciones, tal y como apunta el edil popular en su iniciativa que se debatirá en la comisión de Hacienda, “generan un quebranto enorme para todos los sectores económicos que viven en torno a la fiesta de los valencianos”. “Lo artistas falleros, Bandas de música, Pirotécnicos, Indumentaristas, Orfebres y un sinfín de sectores genuinos de los valencianos que podrían estar en peligro de pervivencia".

Hay que recordar, en ese sentido, que el equipo de gobierno municipal ya organizó todos los trámites para obtener esa reducción para la pirotecnia y, tras obtener el beneplácito municipal y autonómico, fue rechazado días atrás en el Congreso; en este caso con los votos de PSOE, Unidas Podemos y Vox. El proceso duró, aproximadamente, año y medio.

El objetivo de esta Moción, , “consiste fundamentalmente en dar apoyo a unos profesiones tradicionales que están afectados especialmente por la crisis económica, al estar unida su actividad, ineludiblemente, con las Fallas de Valencia, de tal manera que se encuentran enmarcadas dentro de la declaración de Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad de la UNESCO”.

Desde el Grupo Municipal Popular, ha destacado, “hemos sido conscientes de la gravedad de la situación y hemos planteado propuestas con el fin de ayudar a estos sectores afectados. Pero en esta ocasión nos centramos en los indumentaristas y orfebres”.