Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

FALLAS 2021

Una joven con Síndrome de Down optará a ser Fallera Mayor de València 2022

Ángela posa junto a la falla grande de su comisión. ED

Ángela Lucas Bodí es fallera mayor de su comisión, Francisco Climent-Uruguay. Lo ha sido este atípico año y lo será en las Fallas de marzo de 2022. Es una joven de 22 años y tiene Síndrome de Down, algo completamente irrelevante cuando se trata de disfrutar de la fiesta, sus actos y los cargos representativos pero que no se suele ver muy a menudo.

Es atípico, como este año. Ángela ya ha cumplido su sueño de ser la máxima representante de su comisión, pero ahora volverá a consumar otra de sus ilusiones: concurrir en la preselección para ser Fallera Mayor de València en 2022.

Su madre, Ángeles Bodí, es su voz en esta ocasión y cuenta a Levante-EMV cómo vive su hija esta experiencia en un año tan raro y en un momento tan dulce: la juventud. «A ella le encantan las Fallas, siempre le han gustado y hemos participado y acudido a todos los actos que hemos podido, incluida la preselección», explica.

Por ende, recuerda que siempre acuden a los Jardines del Palau esa noche que Ángela disfruta tanto. «El último año que estuvimos dijo que quería presentarse y así lo hemos hecho, el 11 de septiembre en la sala Canal es su gran día», dice. ¿Nerviosa? Le pregunta este periódico: «¡Qué va!», responde Ángeles rápidamente. «Está tranquila y como hemos estado centradas en las fiestas de septiembre y pendientes de qué iba a pasar todavía no ha conectado con la preselección», relata Ángeles.

Cuenta su madre que durante la pandemia Ángela ha estado «desconectada» de las Fallas pues «con tanta incertidumbre en la pandemia era como un tema ‘tabú’, pues no queríamos hablarlo mucho para que no se preocupara y pensara demasiado, ella no entiende las cosas igual y podría preocuparse mucho». Ahora que ya saben que sí habrá Fallas están emocionadas.

De hecho, cuando llegaron los remates de su comisión quiso ir a darles la bienvenida. «Está esperando a que empiecen, le encantan las Fallas y vestirse: tiene muchas ganas». Con todo, todavía no está centrada en la preselección. «Primero las Fallas de septiembre, después la preselección y después las de marzo, en las que Ángela tiene especial ilusión, es su meta, pues eso sí que serán (o así lo esperamos) unas Fallas de verdad».

Compartir el artículo

stats