Las Fallas de 2022 se caracterizan porque, números en la mano, son, y con mucha diferencia, las más caras de la historia. No debe extrañar: en los contratos se acumula buena parte del dinero comprometido durante dos ejercicios. Otra cosa es que «todo esté metido en la falla». O que los artistas, en esta ocasión, hayan ajustado más el justiprecio. Pero los augurios, sabiendo de la locura que suele envolver a aquellos que compiten por los éxitos, es que que las de 2022 serán unas Fallas buenas, grandes y voluminosas.

Una de las pruebas fehacientes de ello es la tanda de proyectos que presentó ayer la Federación de Primera A. Los trece proyectos alcanzan los 1,2 millones de euros. Una cifra media de 90.000 por falla que, en un ejercicio normal, mandaría a todas a la Sección Especial. Por eso, la clasificación de Fallas se ha tenido que amoldar a la inflación galopante del presente ejercicio. A partir de ahí, cuando los compromisos se han cumplido, y a falta de saber si el ayuntamiento habilita una tercera y última línea suplementaria de ayudas, habrá que ver en qué medida se acusa el fin de etapa en las Fallas de 2023. Pero eso será dentro de un año y medio. El presente dice que en El Corte Inglés de la Avenida de Francia se puede visitar, durante toda la jornada de hoy, la exposición con los proyectos.

Fallas millonarias y de Primera

La Primera A se presenta, precisamente por esa continuidad, exactamente con los mismos artistas que el pasado año. Ausentes Conde Salvatierra, Maestro Gozalbo y San Marcelino de colectivo federado, el triunfo de Grabador Esteve-Cirilo Amorós reforzó el papel de este colectivo, que no deja de poner en valor y visibilizar una categoría, antesala de la Especial, tan de obligada visita como ésta. Paco Giner defenderá esa espectacular victoria con personajes victorianos. No engañan los artistas con sus trazos y formas, muy claros en cada caso. Son fallas seguras, tiradas a lo alto o a lo ancho pensando también en sus demarcaciones, con sus personajes de cómic, de época, étnicos o de fantasía. Y aún con flecos por descubrir como donde plantará el Mercado Central. Y con acontecimientos, como el 150 aniversario de la Merced. Los trece grandes de plata ya están preparados.