No son habituales las fallas monocromáticas pero en 2024 la habrá con dosis de riesgo añadido, porque el color elegido no es cualquiera. "Qui va fir mala sort" es el lema con el que Art En Foc presentarán una alternativa artística para la Plaza de Sant Bult, una de sus demarcaciones favoritas, en las que han obtenido numerosos éxitos a lo largo de estos años (cuatro victorias, dos segundos, dos terceros y un sexto).

Falleras mayores, presidente guionistas y artistas de Sant Bult 2024 Falla Sant Bult

Reconocimiento a Rubén Arcos Falla Sant Bult

El año pasado se les escapó la victoria, "sólo" fueron plata y en esta ocasión tentarán a la suerte con una falla basada en el color amarillo, tanto en el boceto como en su resolución práctica. Paellas, limones, loros, emojis, submarinos, piñas, bananas y el vestido de la mulata, todos ellos con las diferentes pantones del amarillo. De hecho, Jesús de la Hoz aseguró que la falla ya está prácticamente pintada. Una verdadera apuesta y no ya porque el amarillo traiga o no traiga mala suerte, sino porque se sale de los convencionalismos para doblar la apuesta. 

Una horma para el zapato artístico

Sant Bult es una comisión ganadora por definición y con Art En Foc (Jesús y Enrique Iborra) han conseguido una nueva horma de zapato, como lo fue José Jarauta en su día. Es un taller ya plenamente consolidado en los grandes volúmenes, por lo que trabajar en cuartas-quintas secciones es sencillo. Y con crédito suficiente para salirse de la norma. 

Sant Bult, de Art En Foc

Sant Bult, de Art En Foc ArtEnFoc

En 2019, Carlos Borrás plantó íntegramente blanca en la Sección Especial infantil para la comisión de Lepanto-Don Juan de Austria y hace diez años fue José Acebes quien se atrevió a plantar en Sevilla-Denia una falla completamente verde. Son algunos de los antecedentes, pero que ahora llegan a un proyecto que apuesta convencidamente por la victoria. 

Despedida con honores

La falla infantil también tiene su miga. Porque antes de entrar, se sale y con honores. Llegar, ver y vencer es lo que hizo Rubén Arcos cuando llegó el pasado año a la plaza de Sant Bult. Lo que permitió a la comisión infantil disfrutar de lo que, tan a menudo, le pasa a la falla grande: ganar. Y en gratitud, la comisión aprovechó la presentación de los bocetos para homenajearle antes de marchar a nuevos proyectos, como su estreno en Especial en Císcar-Burriana. 

Recién llegados con éxito

Los elegidos para la nueva etapa son una de las mayores y mejores sorpresas del pasado ejercicio: Fátima Garaballu y José Manuel Feliu. El año pasado se presentaron en València. Su presencia previa había sido en una faceta muy diferente, dentro de su taller multidisciplinar: ser los proveedores de los abanicos a las falleras mayores y cortes de honor de 2018. Pero el taller, SuperArte está causando una gran impresión tanto en Fallas como en Hogueras. El pasado mes de marzo se estrenaron a lo grande: victoria en Antonio Molle y segundos en Els Generals, además de un tercer premio en Alzira. Ahora aterrizan en la falla de la Xerea.

La falla grande del año pasado logró el segundo premio y primero de ingenio M. Domínguez

La falla infantil de Rubén Arcos que logró la victoria el pasado mes de marzo M. Domínguez