05 de noviembre de 2010
05.11.2010
40 Años
40 Años

El Cristo que cautiva a todo el Cabanyal

30.10.2010 | 02:00
El Cristo que cautiva a todo el Cabanyal

Hermandad del Santísimo Cristo del Salvador. La imagen que veneran no es solo para ellos. Es el patrón
de los pescadores, y todo el Cabanyal le rinde honores. Es una de las cofradías más numerosas. Y no para de crecer.

?
La imagen que veneran. Ese ese es el principal motor de la hermandad del Santísimo Cristo del Salvador. Es la única imagen de la Semana Santa Marinera que ha procesionado desde 1851 hasta nuestros días. Sin interrupción. Más de 4.000 personas van detrás de él durante la comitiva. Más de 20.000 personas lo ven pasar por las calles del Cabanyal durante la Semana Santa. La devoción que despierta el patrón de los pescadores es abrumadora. Y en el barrio marítimo del Cabanyal no existe duda alguna. Imposible mostrarse indiferente ante él.
Además, la imagen se lleva a mano, y la gente no desaprovecha la ocasión. Lo besa, lo coge, acerca a sus hijos... Y no solo eso. La posibilidad de poder llevar al Cristo que tiene a todo el Cabanyal bajo sus pies es algo único. Ni tan siquiera hace falta formar parte de la cofradía. Solo hay que tener fe, y ponerse a la cola. Eso sí, los hombres se lo turnan constantemente porque no es fácil llevar 80 kilos de peso. Y es que, el del Salvador también es el Cristo que más pesa. Cada 20 o 30 metros, la imagen cambia de manos. Eso sí, las mujeres solo pueden llevarlo el Viernes Santo, cuando sale de la playa. Ese momento es de ellas. Solo y exclusivamente.
Con esta imagen como bandera, el secreto de la hermandad del Santísímo Cristo del Salvado está resuelto. Así lo asegura el propio Hermano Mayor, José Luis Peiró. "Nuestro Cristo es el de todos. Por eso nuestra hermandad se mantiene, perdura y crece. Es la devoción que le tienen. En este barrio es algo espectacular. Le piden de todo, a voz en grito", asegura sonriente. Pero no solo en la imagen reside el éxito. En esta cofradía trabajan duro, y todo el año. Jose Luis Peiró lo sabe bien, ya que es Hermano Mayor desde hace 26 años. "La junta directiva cambia cada dos años. Hacen una gran labor. Sin su ayuda, no daría a basto", afirma.
La cofradía suma y sigue. Cada año tiene nuevos miembros. Y ya son 225 personas. "Cada año contamos con nuevas incorporaciones. O bien porque conocen a alguien de la cofradía o bien porque veneran al Cristo, y por curiosidad, prefieren formar parte de nuestra hermandad".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Enlaces recomendados: Premios Cine