Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La edila de C's de la Pobla pide la expulsión de su coordinador por acoso e incitarla a prevaricar

«Me exigió que negociara un pacto a condición de que retiraran la querella contra él», asegura León «Está en política para hacer negocio», dice de ella la agrupación

La edila de C's de la Pobla pide la expulsión de su coordinador por acoso e incitarla a prevaricar

La edila de C's de la Pobla pide la expulsión de su coordinador por acoso e incitarla a prevaricar Levante-EMV

La única concejala de Ciudadanos de la Pobla de Farnals, Pilar León, ha denunciado ante el comité de disciplina de su partido al coordinador local José Antonio Sorzano, para quien pide la expulsión por «acoso y mobing» ejercido desde hace seis meses contra ella, e «incitarle a prevaricar» si llegaba a formar parte del actual gobierno. La denuncia también se dirige contra el secretario local, José Manuel Giménez, a quien acusa de haberla expulsado «de malos modos», a ella y a otros militantes, del local en el que el 25 de octubre se estaba celebrando una reunión para la renovación de la ejecutiva local, hasta el punto de que el acta del proceso electoral se tuvo que firmar sobre el capó de un coche.

En su escrito de denuncia, la concejala de C's incluye también intervenciones en internet y las redes sociales a cargo de lo que ella identifica como «afines» a Sorzano, y en la que se le tilda de «bruja» y «sinvergüenza». Además, Pilar León alerta a la formación de Albert Rivera de que el coordinador local de la Pobla está imputado por coacciones a funcionarios del ayuntamiento, por lo que la fiscalía ha pedido para él una pena de tres años de prisión. A este respecto, en su escrito la regidora reconoce que cuando aceptó formar parte de C's en la Pobla sabía que Sorzano «tenía un asunto judicial, pero no conocía ningún detalle de éste, y menos de la envergadura que realmente tiene».

León asegura que tras las elecciones, el coordinador le dijo por teléfono que era «condición sine qua non para cualquier negociación con todos los partidos políticos, que el ayuntamiento retire su querella y unos asuntos con unos policías». «En resumen —añade León— que prevaricara y forzara un pacto con dicha condición (...) Le dije que sólo plantearía esto si se me daba (la orden) por escrito y firmada por el partido».

Asegura además la regidora de C's que Sorzano le incitó a firmar una denuncia por «supuestos» amaños en el censo electoral, a lo que ella se negó ya que no le aportó ninguna prueba. Y también afirma que entre el día de las elecciones y el pleno de investidura, el coordinador local mantuvo a espaldas de la edila sus propias negociaciones con otros partidos para formar gobierno.

Denuncia también León que «no sabíamos los acuerdos que proponía y los que pudiera estar cerrando, y sobre todo tras la proposición impropia de que prevaricara, no dijimos a ningún afiliado de la agrupación la intención de voto hasta el mismo día de la investidura, para que el señor Sorzano negociara él en nuestro nombre y buscando su beneficio particular».

Deslealtad y provecho

Por su parte, el coordinador de C's en la Pobla, José Antonio Sorzano, ha acusado a Pilar León de «deslealtad» al partido, y ha asegurado que «la agrupación cree que está esperando a que pasen las elecciones para poder pactar con el PP de José Manuel Peralta y formar gobierno». Sobre la querella por coacciones a los funcionarios, asegura que «ejercí mi función como concejal y exigí la documentación para control del gobierno que el alcalde me negaba». Por ello, y porque los funcionarios supuestamente acosados «eran cercanos al PP», Sorzano justifica que planteara la retirada de la querella durante las negociaciones postelectorales. Por su parte, el secretario local de C's, José Manuel Giménez, ha acusado a la concejala de entrar en política «para hacer negocio.

Compartir el artículo

stats