07 de agosto de 2018
07.08.2018
Fin de fiestas

Fuego y estruendo como broche en Aldaia

Una gran 'mascletà' de los clavarios y la 'Baixà' del Crist bajo la lluvia marcan los últimos días del calendario festivo

06.08.2018 | 21:18
Fuego y estruendo como broche en Aldaia
Fuego y estruendo como broche en Aldaia
Representantes de la clavaría del Cristo 2018 con el pirotécnico, ayer en Aldaia, antes de la ´mascletà´.

Aldaia ha cerrado sus fiestas grandes con pólvora, cohetes y trueno. Una gigantesca 'mascletà' se disparó ayer junto al Cinturó Verd por iniciativa de la Clavaria del Crist dels Necessitats. Un montaje que ocupaba una superficie de 8.000 metros cuadrados y con 550 kilos de pólvora provocó la ovación del público para el pirotécnico y los festeros. Algunos aficionados a los actos de fuego que estaban presentes

La 'mascletà' arrancó con fuerza, tuvo un desarrollo muy intenso, llegó a un terremoro que atronó en toda la comarca y culminó con un final que integraba estruendo y efectos aéreos laterales. La clavaria ya había anunciado que sería el plato fuerte de sus actividades.


Más pólvora

En la velada anterior, la Baixà del Crist fue seguida por varios centenares de personas, que admiraron el paso de tiradores y tiradoras que portaban cohetes con tenazas. La lluvia hizo su aparición durante gran parte del recorrido y la comitiva desfiló bajo el agua, lo que contribuyó a refrescar la calurosa noche. Cerca de 2.000 docenas de cohetes a cargo de 100 participantes se consumieron. Cuando la imagen del Cristo llegó junto a la iglesia de la Anunciación, una 'Roda de Foc' lo recibió.

El fuego fue también protagonista de la noche del sábado, organizada por el Corretraca. Una traca de casi dos kilómetros con decenas de personas corriendo delante fue la antesala de la intensa Cordà, que se desarrolló en el recinto acotado de 200 m2 y en la que ardieron 1.800 docenas de cohetes en media hora, gracias a la colaboración de 50 personas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine