Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El PP de Torrent alerta de que crece la ocupación de pisos y casas en los barrios

Folgado y Bonig anuncian una campaña para presentar mociones en todos los ayuntamientos y llevar el debate a otras administraciones

El PP de Torrent alerta de que crece la ocupación de pisos y casas en los barrios

El PP de Torrent alerta de que crece la ocupación de pisos y casas en los barrios

El Partido Popular de la Comunitat Valenciana presentó ayer en Torrent su estrategia para llevar el debate sobre la ocupación de viviendas a los distintos niveles de la administraciones públicas, como apoyo a la propuesta de ley que ha presentado en el Parlamento español. Los populares anuncian una campaña de mociones en los ayuntamientos y la diputación.

Así lo anunciaron la presidenta autonómica Isabel Bonig y la portavoz municipal Amparo Folgado, acompañadas por el presidente provincial Vicent Mompó y el diputado Luis Santamaría. Bonig insistió en que «la ocupación ilegal no puede sustituir las políticas de vivienda pública que se tienen que hacer» y Folgado ha manifestado que «prácticamente en todos los barrios de Torrent hay viviendas ocupadas»

En el terreno local, Folgado afirmó que se ha producido “un crecimiento importante de ocupación de viviendas en Torrent» que se inició incluso antes del confinamiento, aunque no ofreció datos concretos. «Gente desesperada porque le había ocupado una propiedad nos ha venido a buscar a nosotros», dijo, para añadir que «hay muchos casos denunciados y otros en los que aún no lo saben ni los propietarios porque se trata de casas hederadas de la familia con varios propietarios, y se van enterando por los vecinos».

Folgado insistió en que las viviendas no solo se ocupan en el casco anrtiguo, donde hay mayor íncide de casas deshabitadas, sino en el Vedat «e incluso en pisos nuevos». Además, lamentó que la situación de la Policía Local, un departamento en el que «se han perdido muchas plazas de la plantilla en los últimos años, que aún no se han cubierto», puede que no permita una actuación rápida en un caso de ocupación.

Por su parte, Bonig afirmó que «hay que distinguir entre las personas vulnerables que necesitan una vivienda y las mafias que se están aprovechando de la debilidad de algunos gobiernos». Además, tanto Bonig como Santamaría indicaron que la titularidad del inmueble y el hecho de que sea propiedad de un banco no evita «las molestias, los daños y la inseguridad en el vecindario».

Finalmente, el presidente provincial Vicent Mompó pidió que la Diputació de València cree un fondo para «atender a las víctimas de toda esta situación».

Compartir el artículo

stats