La crisis económica de la COVID-19 ha obligado a Albal a aumentar en 100.000 euros la partida destinada a crear empleo. Inicialmente, el Presupuesto General Municipal contemplaba una partida de 210.000 euros, y para su incremento ha hecho falta realizar una modificación de crédito con lo que el total asciende a los 310.000 euros. Desde que se iniciara el año, 41 nuevas personas han trabajado en diferentes áreas del consistorio.