Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La pandemia rebajó un 14% en 2020 la compraventa de viviendas en l’Horta

Los expertos ven clave el 9 de mayo y la evolución del desempleo

La pandemia rebajó un 14% en 2020 la compraventa de viviendas en l’Horta

La pandemia rebajó un 14% en 2020 la compraventa de viviendas en l’Horta

1.209. Es el número viviendas menos que se vendieron en l’Horta en 2020, el año de la pandemia, si se compara con las operaciones registradas en la comarca en 2019, un total de 8.765. Pese a todo, los expertos consideran que el sector está fuerte y esperan que se mantenga o se reactive al alza en función de lo ocurra al finalizar el estado de alarma (9 de mayo) y de la evolución del mercado laboral.

Según las cifras publicadas por el Ministerio de Fomento correspondientes a 2020, las 43 localidades de l’Horta registraron un total de 7.556 operaciones de compraventa de vivienda nueva, de segunda mano o de protección pública. El balance supone un 14% menos que en 2019, cuando se alcanzaron las 8.765 transacciones. Si se compara con el ejercicio 2018, el desfase negativo supera las 2.000 compraventas (9.573).

Un total de 34 localidades vendieron en 2020 menos viviendas que un año antes, mientras que Almàssera, Beniparrell, Bonrepòs, Foios, Mislata, Puçol, Quart de Poblet, Rafelbunyol y Silla rompieron esa dinámica negativa y superaron las cifras registradas en el ejercicio 2019.

Pese al retroceso del mercado inmobiliario, marcado por los meses de confinamiento, el balance de 2020 queda clasificado como el cuarto mejor del último lustro, superando a las 6.027 operaciones de 2016, y el quinto del comprendido entre 2010 y 2020.

Compraventa de pisos en l'Horta

¿Y cómo analizan los expertos la incidencia de la pandemia y el futuro del sector? Lluís Planells conoce al dedillo del mercado inmobiliario de la comarca. El agente de Cases de l’Horta explica que la estadística publicada por el ministerio de Fomento recoge «aquellas operaciones que precisan de una tasación, es decir, que requieren de financiación bancaria. El balance del Colegio de Registradores indica que la caída en l’Horta es del 18%».

El profesional argumenta que pese a la pandemia «ha habido mucho movimiento», sobre todo en los últimos meses, «aunque las operaciones sujetas a financiación estaban consideradas de urgencia, por lo que ha habido muchas tramitaciones en el año».

Rehabilitar y como inversión

Planells explica que «hay poca obra nueva, al menos no el volumen de otras épocas, como en la mitad del 2000, y eso provoca que los precios en zonas muy demandas han subido pese a la situación sanitaria». Por contra,«se ha producido un repunte de compra de vivienda para rehabilitar, bien para parejas que se van a vivir juntos como de personas que tienen ciertos ahorros y lo ven como una inversión para tener unos ingresos por su alquiler». En este sentido, el agente inmobiliario detalla que los jóvenes que buscan una casa «reciben el apoyo económico de los familiares y los bancos no han cerrado el grifo, circunstancia que beneficia que el sector se mantenga».

En cuanto al futuro, reconoce que en los primeros meses de 2021 el movimiento inmobiliario «ha sido continuo» aunque resalta que su evolución dependerá de varios factores. «Uno será qué pasará después del 9 de mayo (fin del estado de alarma). Tenemos mucho interés de franceses o ingleses en compras en la comarca, pero no saben qué pasará, si podrán venir y demás. El mercado internacional ha caído mucho por el cierre de fronteras. Si todo va como se espera, tendremos una reactivación de este mercado». Planells también apunta al paro. «Las operaciones se resienten cuando aumenta el desempleo y si sube, como apuntan algunos indicadores, el sector, pese a que ahora está sano y fuerte, lo notará y eso, también, causará un ajuste del precio de la vivienda al haber menos demanda», indica.

Compartir el artículo

stats