Los vehículos que circulen por Massamagrell a partir del 11 de mayo reducirán a 30 km/h la velocidad en las calles. Con la finalidad de garantizar más seguridad a las personas viandantes y también a las conductoras, el Ayuntamiento de Massamagrell ha comenzado a aplicar la normativa propuesta por el Ministerio del Interior, en concreto, la Dirección General de Tráfico.

Así, los servicios municipales se han encargado de empezar a instalar y cambiar las nuevas señales de limitación de velocidad a 30 km/h en las vías afectadas, que también van a ser pintadas, de forma que estas zonas sean más fáciles de reconocer por los vehículos y la ciudadanía en general.

El alcalde de Massamagrell, Paco Gómez, que ha estado supervisando la instalación y el cambio de las señales, ha explicado que “se han instalado y cambiado placas en las entradas al pueblo por la Avenida Serra, el camí la Mar, Avenida Mayor y la avenida Raval entre otras zonas. Con esta nueva normativa se pretende una conducción más tranquila y más segura en las calles de nuestro pueblo”.

La DGT, responsable de la activación de este cambio normativo, asegura que, de esta forma, la conducción será más prudente, ya que reduce en un 80% la posibilidad de morir en un atropello y que también evitará que se produzcan otros accidentes.

Por otro lado, el concejal de Seguridad Ciudadana y Servicios Municipales, Damián Crespo, también ha comentado que “estos cambios permiten mejorar la calidad de vida de la ciudadanía de Massamagrell, ya que la contaminación y el ruido en nuestras calles serán reducidos considerablemente, así cómo la posibilidad de tener cualquier accidente”.

Las nuevas velocidades de circulación en vías urbanas propuestas por la Dirección General de Tráfico entran hoy mismo en vigor y afectan a ciudades, pueblos y travesías de toda España.