Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Picassent coloca en los colegios 6 buzones para recoger ideas

La población escolar puede trasladar sus propuestas para lograr una población más amable

Reunión preparatoria del proyecto. | A.P.

Reunión preparatoria del proyecto. | A.P.

Con el objetivo de para facilitar la comunicación entre los y las escolares de Picassent y el Consejo de la Infancia y la Adolescencia, el ayuntamiento ha hecho llegar a todas las escuelas del municipio un buzón y una guía didáctica para motivar esta participación infantil y juvenil, con la descripción de los objetivos, la propuesta y la evaluación. Se trata de que los y las escolares hagan llegar mediante esta vía y también a través de los consejeros y consejeras sus propuestas para hacer de Picassent una ciudad más amable.

Esta actuación se engloba dentro del proyecto Ciudades Amigas de la Infancia y es una recomendación de Unicef para facilitar la comunicación y la aportación de ideas y sugerencias entre la comunidad escolar y el Consejo.

La alcaldesa del municipio, Conxa Garcia, explica que, «en las sociedades democráticas, la participación es un derecho de toda la ciudadanía, empezando por la población infantil. El derecho de los niños y las niñas a participar de forma genuina en aquellos ámbitos y sobre asuntos que les corresponden es formalmente reconocido en la Convención sobre los Derechos de la Infancia». Por su parte, Raquel Hervás, concejala de Infancia, Adolescencia y Juventud, ha matizado que, «la participación es uno de los pilares fundamentales, hasta el punto que se reclama que la ciudad tenga algún órgano estable de participación infantil e implique a la infancia y a la adolescencia en el diseño del pueblo que quieren».

Picassent está, desde 2018, reconocida por Unicef como Ciudad Amiga de la Infancia, por lo que sus propuestas se basan en la Convención sobre los Derechos de la Infancia

Compartir el artículo

stats