Santa Bárbara, además de ser la patrona de la artillería, es popularmente conocida como la de las lluvias y de las tormentas. Tal es reconocimiento que incluso su nombre forma parte del refranero español con frases tan populares y conocidas como «Solo te acuerdas de Santa Bárbara cuando truena».

Con ello, para colmo de su reputación, esta mártir cuenta en la localidad de Vinalesa con una fuente pero que lleva años sin dotar a su población de agua y que, además, se encuentra descuidada y ha sido víctima del vandalismo callejero.

La fuente de Santa Bárbara de Vinalesa, antiguamente ubicada en el interior de la Ermita dedicada a esta santa, se encuentra en la plaza de Gafaüt, barriada de la localidad que conforma la zona norte de su casco urbano y que colinda con las poblaciones vecinas, Moncada y Foios. A su vez, su actual emplazamiento se encuentra cerca de la Real Fábrica de Seda de Vinalesa, un importante emblema de la revolución industrial en Vinalesa y con una larga historia desde el siglo XVIII.

Azulejos rotos y heces de paloma

Además de contar con la imagen de Santa Bárbara y el escudo de Vinalesa en el centro sus dos paredes, la fuente está decorada con un conjunto de retablos de cerámica de colores verde y blanco, la fuente contaba con un total de seis grifos que, actualmente, ya no forman parte dela construcción. Como consecuencia de su desuso, ya solo se observan en ella los agujeros en las piezas de cerámica donde estos grifos estaban emplazados.

De esta manera, la situación actual de la Fuente de Santa Bárbara evidencia la clara imagen del paso de los años al que se ha visto sometida y que ha terminado por destrozarla y convertirla en en objeto de vandalismo y de abandono, hecho que perjudica la imagen de la localidad, puesto que la fuente cuenta con pintadas por todas sus paredes, parte de su retablo cerámico roto y está rodeada de heces de palomas.

Por su parte, desde el Ayuntamiento de Vinalesa no preocupa la situación de desuso este punto de suministro de agua. «La Fuente de Santa Bárbara lleva varios años sin funcionar, antes de llegar la alcaldía, ya se encontraba en desuso», afirma el alcalde Vinalesa, Javier Puchol, quien, a su vez, asegura que los motivos de su abandono no están relacionados con una falta de abastecimiento. «Se decidió paralizar la porque en el Ayuntamiento se consideraba que era preferible que pararla que mantenerla en marcha. Fue una decisión tomada a propósito, no como consecuencia de algún problema en concreto», afirma.

«En estos momentos no está previsto darle de nuevo utilidad a la fuente. Consideramos que, por la misma razón que se paralizó su funcionamiento, no mercer darle funcionamiento, no tiene utilidad», explica el alcalde. Asimismo, él mismo asegura que no ha recibido quejas por la situación actual en la que se encuentra la fuente, víctima del abandono y del vandalismo.

Con ello, el futuro para Santa Bárbara en la localidad de Vinalesa parece que no va a contar con novedades por el momento, y continuará siendo patrona de las lluvias en una fuente sin agua.