Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Benetússer, Manises y Massanassa bonifican el IBI por tener placas solares

Los municipios de la comarca se van apuntando cada vez más al la bonificación del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) para aquellos personas particilaes o empresarios que instalaen placas solares para el autoconsumo. Este es el caso del Ayuntamiento de Manises ha aprobado la bonificación del 50% del IBI a inmuebles residenciales que hayan instalado sistemas para el aprovechamiento térmico o eléctrico de la energía solar. Las edificaciones diferentes al residencial también tendrán una bonificación del 50% del impuesto.

Por su parte, de Massanassa también bonificará en el IBI con hasta el 50% del recibo. Este porcentaje «es el más alto que la ley permite, y por eso llegamos a bonificar la mitad del IBI durante cinco años, para fomentar el uso de las energías renovables en las viviendas del municipio», explica el alcalde Paco Comes. La bonificación se extiende a 5 años y se limita a 400 euros el importe anual de la bonificación por inmueble.

El Ayuntamiento de Benetússer también aplicará bonificación de hasta el 50% para inmuebles residenciales y de hasta el 25% para no residenciales, por la instalación de placas solares para autoconsumo. La alcaldesa de Benetússer, Eva Sanz Portero, afirma que la finalidad «es la de apoyar y favorecer desde el ayuntamiento la instalación de aquellos sistemas de energía limpia y ecológica que contribuyan al desarrollo sostenible del municipio, tal y como viene estipulado por los ODS de la Agenda 2030».

La bonificación, que no tendrá carácter retroactivo, podrá solicitarse una vez entre en vigor y sea de aplicación a partir de su publicación en el BOP, para lo que será necesario justificar que las instalaciones en los inmuebles cuentan con una potencia mínima mayor o igual a 1kWp en residencial y de 3kWp en no residencial.

Compartir el artículo

stats