Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Consell plantea desviar medio kilómetro de acequia en Aldaia para mantener el riego en la huerta

El sector agrícola acepta mantener el trazado de l’Anell Verd con algunas modificaciones

Obras de construcción de l’Anell Verd. | L-EMV

La Conselleria de Política Territorial, Obras Públicas y Movilidad planteó ayer en Aldaia, a través de dos técnicos y representantes de la empresa constructora, desviar medio kilómetro del Braç del Dimecres de la partida del Rollet para garantizar el suministro de agua en la mitad de la superficie de huerta histórica, que podía ponerse en peligro por la construcción de l’Anell Verd.

La infraestructura que enlaza Aldaia con el mencionado anillo ciclista se está construyendo con un trazado paralelo a la carretera CV-409, que une la población con Xirivella y conocida como la Fillola, y al carril bici ya existente, lo que implica invadir terrenos de huerta histórica del extremo. El itinerario previsto de l’Anell Verd colisiona además con infraestructuras como el sistema de riego de medio kilómetro de longitud, el llamado Braç del Dimecres.

Por ello, hace unas semanas y a raíz de llegar las máquinas a la huerta, representantes del sector agrario local y de la comunidad de regantes del Tribunal del Comuner protestaron por el trazado, que dejaba inutilizadas muchas parcelas, y exigieron un cambio en el proyecto, con la amenaza de movilizaciones. También Compromís per Aldaia, que ya en 2015 se había opuesto al trazado planteado por la conselleria, salió al paso de las críticas y pidió en una moción que se declarara «persona non grata» al conseller Arcadi España.

Tras el conflicto, el alcalde Guillermo Luján, convocó ayer a representantes agrícolas con técnicos de la conselleria para que explicaran «sobre el terreno» en proyecto y se analizaran sus afecciones. Allí se defendió que l’Anell Verd pretende ser una vía de enlace entre municipios que ha de integrarse en la huerta ya que para este cometido ha recibido fondos de la Unión Europea.

Respecto a la colisión con la red de riego, la conselleria planteó ayer desviar el trazado del brazo de acequia construyendo uno paralelo unos metros más adentro, a lo largo de más de 500 metros, de forma que se garantice el suministro de agua a los cultivos.

La propuesta fue aceptada inicialmente por el grupo de agricultores que acudió, según ha explicado el síndic de la acequia, Enrique Andrés. «Nos han explicado el proyecto y nos han ofrecido esta solución con el que el riego se puede continuar, que es nuestro objetivo y es la finalidad de la comunidad de regantes, y nos ha parecido bien. La acequia histórica se mantendrá tapada por si alguien quiere estudiarla en el futuro», indicaba este dirigente.

Acequia subterránea

Con todo, se analizó también la posibilidad de mantener la canalización actual soterrada y que siguiera teniendo la función de llevar el agua a los campos, una opción que el Tribunal del Comuner analizará con calma en las próximas semanas y trasladará a la conselleria su decisión.

La construcción de l’Anell Verd implicará también desmontar el actual vallado de la huerta en ese tramo, que hace años colocó el consistorio para frenar las entradas irregulares y proteger las parcelas, y trasladarlo unos metros más adentro. de este modo, junto a la carretera se mantendrá el carril bici y, paralelo, estará l’Anell Verd. A su lado, se reconstruirá el vallado y adosada estaría el nuevo trazado de la acequia, lindando con los campos, si finalmente se opta por esa solución.

En la reunión de ayer se acordó asimismo, a petición del alcalde, que los agricultores formulen propuestas de mejora del proyecto que eviten el impacto que causará, que se remitirán por escrito a la conselleria así como mantener el diálogo mientras dure la obra.

Luján valora que la conselleria acepte algún cambio


El alcalde de Aldaia, Guillermo Luján, valoró ayer que la conselleria estuviera dispuesta a aceptar algunas modificaciones aunque aclaró que «siempre desde la premisa de mantener el trazado aprobado, que pasó todas las fases de tramitación». El mandatario es consciente de que el itinerario «no gusta a todos los sectores» y confía en que pueda aminorarse el impacto con las propuestas técnicas que formulen agricultores y regantes. El área afectada es huerta protegida cuyo riego es gestionado por el Tribunal del Comuner, organismo histórico declarado Bien de Relevancia Local y que el Senado pidió proteger hace dos semanas.

Compartir el artículo

stats