La crisis de gobierno creada ayer por el comunicado de Compromís de Paiporta anunciando que se ha vulnerado el pacto de gobierno tras la autorización de la alcaldesa de volver a realizar festejos taurinos tras ser suspendidos en 2018 tras un accidente mortal se alimenta un poco más tras un nuevo comunicado de la formación valencianista respondiendo a las declaraciones el PSPV donde aseguraban que no se había vulnerado el pacto. Según explican de nuevo desde Compromís, "la decisión unilateral y no negociada de la alcaldesa del PSPV-PSOE de Paiporta, Maribel Albalat, en el sentido de dar permiso para la celebración de los “bous al carrer”, vulnera tres puntos del pacto de gobierno firmado con Compromís en el 2019, y contradice un decreto de alcaldía".

En concreto, afirman, que el permiso concedido por Albalat viola el punto décimo del ámbito programático primero, ‘Transición ecológica y lucha contra la emergencia climática’ que, en su literalidad, compromete a los dos grupos a trabajar “por el adelanto en las medidas municipales en la línea de la Ley de Bienestar Animal. Ninguna subvención municipal a espectáculos con animales. Paiporta, pueblo libre de maltrato animal’.

Así mismo, la medida, impuesta por el PSPV-PSOE, -añaden- "rompe también el primer punto en el apartado de acuerdos, en que el PSPV se compromete a garantizar la estabilidad del gobierno y su acción de gobierno”, que “será coherente con las prioridades pactadas en el programa de gobierno, y todas aquellas propuestas que en el futuro se consensuan entre los grupos y sean reflejadas en un documento firmado por los portavoces de cada grupo”.

Además, la vuelta de los “bous al carrer” en Paiporta después de que muriera un joven en un festejo celebrado a la misma ubicación donde se quiere llevar a cabo el nuevo acontecimiento "rompe el pacto en el que hace referencia a las competencias de la Junta de Gobierno que, de acuerdo con el texto firmado por ambas formaciones, tienen que ser las máximas contempladas por la ley", asegura Compromís Paiporta en su nuevo comunicado.

Grupo Compromís en el Pleno de Paiporta. C.P.

De hecho, explican, la decisión de Maribel Albalat "no ha sido negociada en junta de gobierno", lo que significa, según recuerdan, que "contradice el decreto de alcaldía número 1301/2019, de 4 de julio, ratificado posteriormente con el decreto 1960 de 7/7/2021, promulgado por la actual alcaldesa, en virtud del cual la alcaldía delega en la junta de gobierno local la competencia para “autorizar la ocupación de espacios públicos para la celebración de festejos taurinos tradicionales (“bous al carrer”) en los casos en que corresponda y previa petición de las entidades organizadoras”. "La alcaldesa ha tenido que conceder competencias en ella misma y conceder este permiso a través de un ‘decretazo’ que muestra un carácter autoritario y desleal con sus socios de Compromís", matizan.

"Son alianzas peligrosas con el fascismo"

Compromís per Paiporta quiere denunciar también como la decisión unilateral de la alcaldesa del PSPV-PSOE, Maribel Albalat, "ha provocado una felicitación muy significativa, la de la ultraderecha, que ya ha agradecido públicamente -a través de un tweet- la gestión realizada por la representante del Grupo Municipal Socialista".

"Compromís per Paiporta quiere expresar su profunda preocupación por la deriva populista que ha tomado el PSPV-PSOE en la localidad, que es capaz de aliarse antes con el fascismo que respetar los pactos firmados con sus propios socios de gobierno. Por último, hay que remarcar la hipocresía del PSPV-PSOE que, un mes después de presentar una moción de condena del pacto entre el PP y VOX en Castilla y León, que contó con el apoyo de Compromís, es capaz de aliarse con la formación ultra para devolver la tortura animal en las calles de Paiporta".