Los centros educativos y culturales de l’Horta apuestan por el reto energético y se suman al autoconsumo. Gracias al programa «Zero, energía de proximidad», impulsado por la Generalitat Valenciana, los colegios de la comarca incluirán paneles fotovoltaicos en sus edificios, mediante los cuales podrán producir su energía y donar el excedente a alrededor de 7.000 familias en riesgo de vulnerabilidad.

Este proyecto estará coordinado por la conselleria de Transición Ecológica, a través de «Municipios en red», un programa al que se han adherido más de 250 localidades para impulsar las energías renovables y promocionar las comunidades energéticas municipales, y que los excedentes generados en las instalaciones educativas beneficien a los que más lo necesitan por medio de de los servicios sociales de los ayuntamientos.

Así, el IES Alcàsser ha sido uno de los elegidos por las consellerias de Educación y Transición Ecológica para la instalación de placas solares en el marco de «Zero, energía de proximidad». La licitación del programa arrancará en otoño y se prevé que la instalación comience durante la próxima primavera.

Imagen del IES Alcàsser. A.A.

La alcaldesa de Alcàsser, Eva Zamora, ha declarado al respecto, que «se trata de una gran noticia que el IES Alcàsser haya sido uno de los centros seleccionados porque, no solo se transforma un espacio en autosuficiente, sino que sigue las líneas de los impulsado por el ayuntamiento con el fin de conseguir un municipio más verde».

Asimismo, el consistorio de esta localidad, ha recibido una subvención del Institut Valencià de Competitivitat Empresarial (Ivace) para la creación de una comunidad energética local en el municipio. De esta manera, se procederá a la instalación de placas fotovoltaicas en el techo del Centro Cultural de Alcàsser, con el objetivo de convertir este espacio en uno autosuficiente energéticamente, pero también, como ha detallado la alcaldesa del municipio Eva Zamora, «para destinar los excedentes energéticos a beneficiar a las familias de nuestro pueblo».

El municipio de Foios también ha apostado por producir su propia energía de una manera más sostenible. Así, dentro del programa ya mencionada, que incluye a numerosos centros educativos, el IES Francesc Badia ha sido uno de los elegido para instalar en sus edificios, placas solares. 

Cabe destacar que estas placas solares se unirán a las que ya están en funcionamiento o están en trámite de instalarse en otras dependencias municipales, como son la del polideportivo municipal, la del colegio Rei en Jaume, la de la Llar de Majors y el antiguo Escorxador. Estas obras se podrán llevar a cabo gracias a una subvención del Ivace de por valor de 55.463 €.

La llar de la Música en Foios. A.F.

En total, el municipio contará con cinco plantas fotovoltaicas en sus edificios públicos, ya que hace un año se instalaron paneles en el techo de los vestidores de la piscina. El ayuntamiento también ha solicitado una subvención a la Diputació de València, dentro de la Estrategia Reacciona, para la incorporación de otra instalación solar en el edificio de Servicios Sociales con lo que, y en palabras del mismo alcalde, «completaremos todos los edificios municipales donde podemos instalar placas solares». 

Nueve centros en l’Horta Nord

Con el municipio de Foios, son en total nueve los centros educativos de l’Horta Nord los seleccionados para participar en el programa «Zero, energía de proximidad». En el caso de Massamagrell, el IES del municipio ha sido también uno de los elegidos.

La concejala de Educación del municipio, Araceli Munera, ha resaltado que «de esta manera, además de estudiar en clase la emergencia climática, el alumnado tendrá como ejemplo el centro donde estudia y comprobará de primera mano la gestión sostenible de los recursos energéticos». 

Al igual que en el resto de centros, Conselleria se encargará de las adjudicaciones en el primer trimestre de 2023, y el proyecto empezará su fase de ejecución en el segundo trimestre de ese mismo año. La inversión prevista está en torno a los 100.000 euros, y con la instalación de estos paneles fotovoltaicos, Massamagrell contará con su primera CEL (Comunidad Energética Local)

IES Rafelbunyol. A.R.

Otro de los elegidos para llevar a cabo el proyecto, ha sido el IES Rafelbunyol. En la presentación el alcalde de la localidad, Fran López, acompañado por concejales y concejalas de su equipo de gobierno, destacó que el programa «supone beneficios para los institutos y para la comunidad escolar, ya que se logrará el autoabastecimiento energético de los centros educativos y de esta manera se beneficiarán proyectos educativos, sociales y medioambientales». 

Asimismo, Burjassot contará con dos IES que se beneficiarán de «Zero, energía de proximidad». Estos centros serán el Federica Montseny y el Comarcal.