Con el lema “Por un mundo ‘animal friendly’ de verdad”, la asociación sin ánimo de lucro Gats de la Canyada celebró el pasado sábado, en una tienda del barrio del Empalme de Burjassot, una jornada solidaria por el fomento de las adopciones responsables y de recogida de alimentos y productos de higiene para gatos. 

Gats se dedica “principalmente a cuidar y controlar las colonias felinas” de la citada demarcación municipal de Paterna. “Queremos que los gatos de la calle vivan en libertad lo mejor posible entre nosotros”, dicen desde la asociación. A estos felinos, que “difícilmente se adaptarían a una vivienda”, el colectivo animalista los ayuda “proporcionándoles el pienso, agua potable y cuidados veterinarios que precisen”. Además, “de forma altruista”, colabora con el Ayuntamiento de Paterna para “llevar a cabo un plan de control ético de captura, esterilización y suelta (CES) de los gatos callejeros”. Gats también reserva un espacio muy importante “a los gatos víctimas del abandono, intenta encontrarles un nuevo hogar de acogida”.

En Tiendanimal –establecimiento burjasotense que desde hace años colabora en las iniciativas de distintas protectoras de la comarca–, Gats de la Canyada instaló una mesa informativa desde la que dio cuenta de sus actividades y proyectos. Asimismo ofreció a buen precio artículos “procedentes de donaciones” de la ciudadanía o bien los que Gats elabora para la causa. También, con el número 38598, vendió “participaciones solidarias” de lotería nacional para el próximo sorteo de Navidad.

Como explicaron las voluntarias del colectivo animalista, la recaudación obtenida con la venta de productos y con el donativo de la lotería contribuye a “cubrir, entre otros gastos, las facturas de las consultas realizadas al veterinario y las de la medicación y tratamientos necesarios para mantener en buen estado la salud de los gatos”. Además manifestaron que “Gats de la Canyada no cuenta con ningún tipo de subvenciones por parte de las administraciones públicas”.

A lo largo de la jornada “animal friendly”, las voluntarias del colectivo también mostraron algunos de los gatos que ofrecen en adopción –obviamente “los que no viven en colonias”– y animaron al personal que se acercaba a “aumentar la familia”.