12 de mayo de 2015
12.05.2015
Levante-emv
Sanidad

Desarrollan un software que detecta enfermedades cerebrales

Investigadores de la UPV han creado dos herramientas que ayudan al diagnóstico precoz de este tipo de enfermedades

12.05.2015 | 13:23

Investigadores de la Universitat Politècnica de València (UPV) y de INSCANNER (grupo Hospital Clínica Benidorm) han desarrollado dos herramientas software de ayuda al diagnóstico precoz de enfermedades neurodegenerativas, como el Parkinson, la esclerosis múltiple o el Alzheimer.

Los softwares, denominados "BRAIM" y "MergeBRAIM", son fáciles de usar y ayudarían a los profesionales clínicos a tomar las mejores decisiones en el diagnóstico y tratamiento de estas enfermedades cerebrales, ha informado la UPV en un comunicado.

La investigadora y bioquímica de INSANNER Ángela Bernabeu ha explicado que con este proyecto se intentan optimizar los resultados de la resonancia magnética convencional para que el especialista obtenga una información "más objetiva y precisa".

Por el momento, ambos softwares se pueden utilizar exclusivamente con fines científicos, si bien el grupo HCB prevé aplicarlo en un futuro en la práctica clínica.

En el caso de las enfermedades neurodegenerativas, a partir de imágenes de resonancia 3D de un paciente, BRAIM calcula de manera rápida y precisa los volúmenes de determinadas regiones cerebrales de interés clínico.

Además, clasifica los resultados de cada paciente en función de una base de datos control generada por el mismo equipo investigador.

Al cargar en el programa una imagen de resonancia de un paciente, el software calcula el volumen de la materia gris, materia blanca, líquido cefalorraquídeo, tálamos o ganglios basales, y lo compara con la base de datos de pacientes sanos.

Permite visualizar la situación del paciente en una curva de niveles, según Valery Naranjo, del Instituto de Investigación en Bioingeniería y Tecnología orientada al Ser Humano de la UPV.

En cuanto a la neurooncología, BRAIM ayudaría al personal clínico a determinar, a partir de imágenes anatómicas de resonancia 3D, el volumen total de la lesión tumoral para la utilización de esta variable en los siguientes controles evolutivos y poder así hacer un seguimiento exhaustivo y objetivo del efecto de los tratamientos.

El segundo de los softwares, MergeBRAIM, permite cargar y analizar en el programa diferentes pruebas de imagen de un mismo paciente, como TAC, resonancias funcionales o PET.

La herramienta fusiona hasta seis modalidades distintas de imagen y es especialmente útil en radioterapia, para calcular mejor hasta dónde llegan los bordes del tumor, y para los neurocirujanos, para ver hasta dónde se tiene que intervenir.

El equipo presentará MergeBRAIM en el congreso internacional "Computer assisted radiology and surgery (CARS 2015)", que tendrá lugar el próximo mes de junio en Barcelona.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook