Suscríbete Levante-EMV

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El lado oscuro de la diplomacia

Cónsules honorarios: ¿Quiénes son los 6 peones de Putin en España?

Los representantes honoríficos de Rusia en nuestro país no son funcionarios y se dedican, sobre todo, a atender a los rusos y a la promoción económica y cultural

Cónsules honorarios de la Federación Rusa en España.

La Federación Rusa cuenta con seis consulados honorarios en España. El más conocido es el empresario Pedro Mouriño, que intentó comercializar y fabricar en nuestro país la vacuna Sputnik y que, en junio del 2021, abrió la legación en Vigo. A él le acompañan otros ciudadanos españoles que, por una u otra razón, representan los intereses de Rusia en Canarias (Gonzalo Parada Santana), Andalucía (Esther Morell García), Castilla y León (Pedro José Ballvé Lantero, expresidente de Campofrío), Comunitat Valenciana (Ramón Congost Vallés) y Baleares (Sebastiá Roig Montserrat).

Desde el pasado febrero y con motivo de la invasión de Ucrania, la embajada de Rusia les recomienda que no hagan declaraciones sobre el conflicto bélico y que limiten sus funciones a la atención a los rusos en España y a la promoción económica y cultural del país. En un comunicado, la diplomacia rusa en Madrid aclaró en marzo que estas personas no son funcionarios, no perciben remuneración y “no se dedican a asuntos políticos”.

Pedro Mouriño.

Pedro Mouriño

El empresario Pedro Mouriño es cónsul honorario de Rusia en Galicia desde 2020, según ha explicado él mismo. En junio de 2021, abrió las oficinas en Vigo. Es consejero delegado y fundador de la empresa de inversión IberAtlantic. Entre otras cuestiones, se dedica a la atención de ciudadanos rusos residentes en Galicia y a la promoción económica y cultural de Rusia. El año pasado, intentó lograr un acuerdo entre el Fondo Ruso de Inversión Directa y la farmacéutica Zendal, con sede en O Porriño (Pontevedra), para comercializar y producir la vacuna Sputnik en España. También hubo contactos con la Comunidad de Madrid, pero su proyecto chocó con la Agencia Europea del Medicamento.

Milita en el PP y en su época de juventud fue vicepresidente de la EDS, la organización de universitarios de este partido. Se define como “muy amigo” del expresidente del PP Pablo Casado y fue precandidato a unas primarias del PP en Santiago de Compostela en 2008. Es comentarista del canal de televisión Russia Today (RT), con el que el Gobierno ruso difunde sus mensajes en la esfera internacional. Ejerció como observador internacional en el referéndum soberanista de 2014 en Crimea y en unas elecciones en Ucrania. En los últimos meses ha recibido amenazas.

Su nombre apareció en los 'Papeles de Pandora', un trabajo del Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ) por su vinculación con la compra de una villa en Belice para Antonio Oburu, directivo de la petrolera estatal guineana. Mouriño asegura que solo asesoró a un cliente. Sobre las criticas a la Rusia de Vladimir Putin, afirma que “hay gente que se ha quedado anquilosada en la URSS” y que el “régimen es homologable a los países de carácter occidental”, a la vez que tilda al partido del presidente “de conservador”, tanto en lo económico como en lo social.

Sebastià Roig i Montserrat.

Sebastià Roig

En Baleares, el cónsul honorario de Rusia es promotor y fue director general de Interior del Gobierno autonómico, alcalde de la localidad de Campos y fundador de la ONG Infants del Món, que durante décadas se ha encargado de llevar a las islas niños de orfanatos rusos a pasar sus vacaciones, muchos de ellos víctimas de la catástrofe nuclear de Chernóbil. Por esa labor, el propio Putin le distinguió en 2018 con la Orden de la Amistad, que reconoce la labor de las personas extranjeras que trabajan por mejorar las relaciones con Rusia. En el acto estuvo acompañado de su hijo adoptivo ruso y campeón paralímpico de vela, Sergi Roig.

El pasado abril, el cónsul honorario anunció que continuaría en el cargo al menos durante el tiempo que dure la guerra de Ucrania. Su motivo: no dejar desatendidos a los cerca de 2.000 rusos censados en el archipiélago. El consulado está abierto desde 2017. Meses atrás, al ser preguntado por la situación de Ucrania, Roig admitió: “Putin me ha decepcionado. No es tonto, pero se ha llegado a una situación que es desastrosa”.

Esther Morell.

Esther Morell

En Andalucía, la Federación Rusa está representada desde 2010 por esta empresaria y cuenta con oficinas en SevillaMálaga y Marbella. Morell lleva ya años al frente del consulado honorario. En una entrevista en 'Diario de Sevilla' aseguró que su padre, cuando era pequeña, les retaba a una apuesta: “Nos daba X pesetas a quien encontrara una noticia positiva sobre Rusia en los periódicos. Nunca ganamos. Y ahora hago lo mismo con mis hijos. Seguimos igual”. Esta empresaria sevillana dedicada al corcho y la agroalimentación tomó el testigo de su padre, Héctor Luis, cuando falleció en 2008. “Mi padre fue el primer cónsul honorario de la Federación Rusa en España. En la Expo 92, siendo presidente de la Cámara de Comercio de Sevilla, conoció a una delegación de Rusia muy interesante. Tuvo un flechazo, se enamoró de Rusia y vio el potencial que tenía ese país”.

Gonzalo Parada Santana.

Gonzalo Parada

El cónsul honorario de Rusia en Canarias cuenta con dependencias en Tenerife y Las Palmas. En los últimos meses ha tenido problemas judiciales por cuestiones personales. En marzo pasado, Parada confirmó que tenía conocimiento de los incidentes que han sufrido una treintena de empresarios rusos afincados en las islas tras la guerra de Ucrania, a la vez que aclaró que su cargo "no tiene nada que ver con el Gobierno de Rusia”, pues “los cónsules honorarios somos casi como una ONG. Resolvemos algunos trámites de los ciudadanos de un determinado país en el lugar en el que ahora residen, pero poco más”.

En Canarias hay empadronados poco más de 4.000 ciudadanos rusos, de los que 3.508 figuraban, a 31 de enero de 2021, residiendo en la provincia de Santa Cruz de Tenerife (mayoritariamente en Adeje y Arona) y 640 en la de Las Palmas. Así consta en las estadísticas oficiales. Sin embargo desde el Consulado Honorífico de Rusia en Canarias se estima que puedan haber afincados en el archipiélago entre 8.000 y 9.000 ciudadanos de origen ruso.

Pedro Ballvé.

Pedro José Ballvé

Otro cónsul honorario de Rusia en España, según la página web de la embajada rusa y el listado que figura en la del Ministerio de Exteriores, está en Burgos. Pedro Ballvé, que fue presidente de la empresa Campofrío, la empresa fundada por su padre, hasta julio de 2017. Empezó vendiendo comida para perros a domicilio en La Moraleja. En 1952, cuando desapareció la cartilla de racionamiento en España, su padre, José Luis Ballvé, fundó Campofrío. La expansión internacional de esta empresa vino de la mano del ahora cónsul honorario. Su vinculación con Rusia deriva, probablemente, de esa expansión internacional de Campofrío, que cuenta con 30 plantas repartidas en varios países, entre ellos, Rusia.

Ramón Congost.

Ramón Congost

Este empresario del sector inmobiliario es el cónsul de Rusia en Valencia. Fue director gerente del Instituto Tecnológico de la Construcción AIDICO, que pertenece a la Red de Institutos Tecnológicos de la Comunitat Valenciana, la Federación Española de Entidades de Innovación y Tecnología y la Red Española de Institutos de la Construcción. Contactado por un periodista colaborador del Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ), Congost explicó que su relación con Rusia comenzó a raíz de los viajes que hizo a este país por temas de investigación y desarrollo. Fue el embajador quien se lo propuso, aunque tardaron tres años en darle la autorización. Asegura que se acababa de jubilar y el consulado honorífico le iba bien como entretenimiento y para fomentar relaciones. “Conoces a mucha gente, es bonito”, recalca. Prefiere no hablar de la guerra de Ucrania.

Compartir el artículo

stats