El entrenador del Levante UD, Lucas Alcaraz, aseguró ayer que si se detiene en analizar los errores cometidos ante el Rayo Vallecano (4-2) «no se salva ni el gato» y subrayó la importancia del duelo de mañana ante el Eibar «para quitarse la mala sensación» de la derrota en Vallecas. «Creo que los errores de Vallecas no se pueden centrar solamente en dos jugadores, hubo más errores de otros jugadores y creo que hacemos siempre la mejor alineación posible independientemente de los errores. Si nos ponemos a escarbar en errores no se salva ni el gato, empezando por el entrenador y terminando por el último», dijo ayer.

«Más que conclusiones hay que reiniciar las cosas que sabemos hacer, eso es lo más importante. El equipo lleva una trayectoria que está quebrada con los partidos con los grandes y el partido del otro día que fue accidental», agregó. «Está claro que es un partido importante, por todo, por lo que puede suponer el resultado y por la fecha en la que estamos. Y a nivel de grupo y humano lo afrontaremos con la rabia de poder dar un buen resultado a la gente y quitarnos de encima la mala sensación de la jornada anterior», manifestó. «El Eibar no ha perdido los partidos de forma clara, ha podido puntuar en los seis, se ha mantenido entero y con ocasiones. Es un equipo que nos va a hacer un partido difícil, será un partido cerrado», añadió.

«El Almería recuperará los puntos»

El técnico andaluz también se refirió a la posible sanción de la FIFA al Almería, que podría quitarle tres puntos. «No soy jurista, pero mi intuición me dice que va a recuperar los puntos, es la sensación que me da y creo que es lo más justo y yo quiero salvarme por nuestros méritos», finalizó.