23 de agosto de 2019
23.08.2019

Paco López apela a Orriols: "Me gustaría el ambiente de los grandes partidos"

El técnico busca encontrar el "equilibrio" entre defensa y ataque pero "sin perder nuestras señas de identidad"

23.08.2019 | 00:06

El Levante cumple 110 años de historia esta temporada y Paco López quiere que la cifra redonda sirva como acicate para convertir Orriols en un fortín sobre el que levantar las bases de la permanencia en Primera. Hoy se estrenan ante su afición y el técnico granota lo tiene claro: «Tenemos muchas ganas de volver al Ciutat de València. Vamos a cumplir 110 años de historia, me gustaría que en ese sentido no fuera una temporada más y que desde mañana se genere ya el ambiente de los grandes partidos».

Paco López siempre ha otorgado mucha importancia a la sintonía entre el equipo y la grada y no quiere que esta tarde en producirse. «Tenemos que luchar juntos afición y equipo desde el principio», espoleó el valenciano en la rueda de prensa previa al derbi regional que hoy mide al Levante con el Villarreal. En ese sentido, el míster se mostró decidido a brindar la primera victoria de la temporada haciendo valer su condición de local. «Tenemos una afición espectacular, ojalá les podamos dar lo que se merecen», sentenció.

En el plano deportivo, López auguró que será un encuentro divertido para el espectador, ya que se enfrentan «dos equipos» a los que les gusta «manejar la posesión y buscar la portería rival», por lo que «se tiene que ver un buen espectáculo, un buen partido».

Una declaración de intenciones tras las buenas sensaciones dejadas en el estreno ante el Alavés del pasado domingo. Entonces no se logró convertir el dominio en goles, pero sí se ofreció una imagen de solidez atrás, algo en lo que Paco López había insistido durante la pretemporada. Así, parece que el técnico no quiere descuidar la zaga por un solo partido sin marcar. «Tenemos que encontrar el equilibrio sin perder nuestras señas de identidad», señaló en referencia a su planteamiento de cara al choque de hoy.

Pese a la buena imagen del debut, el entrenador no pierde la exigencia y quiere a sus jugadores enchufados, ya que «hay una igualdad tremenda» en la plantilla. Por eso, su «obsesión» es «mejorar cada partido» y «construir un verdadero equipo», concluyó.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook