30 de noviembre de 2019
30.11.2019

"Las bajas no son excusa"

El entrenador del Levante, Paco López, ha de variar mucho el 'once' mañana en Getafe

29.11.2019 | 22:26
Paco López, en la sala de prensa del Ciutat de València.

Ahora que había un once definido, Paco López tendrá que cambiarlo. Pero esta vez es porque no le queda otra. Lesiones y sanciones condicionan, y además de qué manera, la alineación de mañana en el Coliseum. Sin Postigo y Cabaco, Óscar Duarte tiene todos los números para jugar de inicio en defensa. Y sin Campaña ni Melero lo mismo ocurre con Vukcevic en el centro del campo. Tan corto de efectivos va el técnico que son cuatro los jugadores del filial de los que ha echado mano esta semana: los defensas Gonzalo y Eliseo, el mediocentro Pablo Martínez y el extremo Ferni. "El que entrene con nosotros lo normal es que no juegue con el filial", avisó ayer el técnico.

De todas las bajas, la que más escuece es la de Campaña. Tanto por su trascendencia como por lo evitable de su expulsión, se trata de una ausencia especialmente llorada en el vestuario. El club intentó por todos los medios que le quitaran la primera amarilla, pero no ha habido manera. Así que al final penará por la segunda, la del cabezazo a Dani Rodríguez. «Reconoció su error y pidió disculpas dentro y fuera. De lo que se trata es de aprender», aseguró Paco, quien no ocultó su contrariedad. «Campaña es muy buen chico, valorado en el vestuario, pero tiene que mejorar y está en ello. Estoy convencido de que no se volverá a repetir».

Por si no fuera suficiente con que Melero, roto a las primeras de cambio ante el Mallorca, tiene en la enfermería para largo, su relevo natural también está entre algodones. Y es que con Rochina sigue a la espera de sus sensaciones en la sesión de hoy. «No es una cuestión muscular sino del nervio, del isquio. Se descartó que hubiese lesión muscular pero tiene una pequeña molestia», confirmó Paco, que desvelará en las próximas horas si está en condiciones de entrar en la lista. El latigazo del valenciano a Reina fue de lo mejor del último día, pero ocho días después persisten las molestias que lo obligaron, sin cambios y en inferioridad numérica, a terminar el partido jugando de delantero centro.

Se acumulan, por tanto, los problemas, aunque Paco está dispuesto a dar un paso al frente y no escudarse en ellos: «Nos da la posibilidad de ver otras cosas en el centro del campo, otro reto más. Para eso están las plantillas y confiamos en todos los jugadores y los chavales del fiilial. Las bajas no van a ser una excusa».

De Melero a Sergio Postigo

Lo que sí que está claro es que las lesiones se juntan y que los últimos percances no han hecho más que aumentar las dudas. Desde el club, tal y como desveló el entrenador, se ha hecho como otras veces un análisis en profundidad de la situación. Sin embargo, los resultados del estudio interno no son concluyentes: «Siempre se hacen análisis evidentemente, pero ya dije que en las lesiones musculares es muy difícil de encontrar el factor principal a qué se debe». De hecho, uno de los casos más paradigmáticos es el de Melero, que había arrastrado molestias durante la semana y se rompió a las primeras de cambio. «Al final es uno mismo cuando no hay una lesión clara. Nos dijo que estaba bien y en la primera jugada se lesionó», apuntó el técnico, que por contra diferenció su caso del de Postigo. El central lleva dos años con lesiones musculares y en el club están averiguando el porqué. «No hay un factor general ahora mismo. Todos los equipos pasan algún bache, pero no dejamos de buscar el porqué», insistió.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook