Tras la victoria en Champions League contra el Celtic de Glasgow del pasado miercoles, las chicas de Ángel Villacampa están a un solo partido de la eliminatoria definitiva para entrar en la máxima competición europea. El partido será hoy a las 18:00 en el Koteng Arena de Noruega contra el Rosenborg, conjunto que derrotó Minsk por un tanto a dos.

Ahora mismo las granotas sueñan con entrar en la Champions League y en su cabeza no entra otra cosa que no sea la de ganar este encuentro y la siguiente eliminatoria. Lo cierto es que es Rosenborg es un duro rival para este último enfrentamiento, a pesar de el quipo noruego tuvo que esperar hasta el minuto 75 para poder llevarse la victoria definitiva.

Y es que lo del Rosenborg tiene mérito porque de los últimos 15 encuentros del equipo noruego trece han sido victorias y solamente dos han sido derrotas y no muy abultadas. Además de que es un equipo que no recibe muchos goles, teniendo en cuenta que en esos 15 partidos solo ha encajado 10 tantos y que no recibe más de dos goles en un partido desde septiembre desde 2019.

Pero esto no asusta a las jugadoras del Levante que están mentalizadas con ganar y con entrar a la fase de grupos de la Champions League del próximo curso. Las chicas de Ángel Villacampa van a salir a vencer desde el minuto uno y a dominar el partido, como sucedió en el partido contra el Celtic de Glasgow.

Y es que después de una temporada histórica a los mandos de María Pry en la que el Levante quedó tercero en liga tras vencer al Athletic de Bilbao en la última jornada, las granotas piensan darlo todo en el encuentro. Esta oportunidad es única y se le han ganado con una excepcional campaña 2020/21 en la que también hubieron dolorosas derrotas como las dos finales. Pero esta vez el Levante no piensa perdonar.