El Levante UD FS mantiene vivo su sueño de alcanzar la Final Four en su debut en la Liga de Campeones. La derrota del miércoles ante el Uragan de Ucrania (3-5) obligaba a ganar ayer al Haladas VSE de Hungría para seguir dependiendo de sí mismos el sábado en toda una final ante los los anfitriones del Benfica (21:00 horas, LaLigaSportsTV). Gallo fue el héroe del conjunto granota al desempatar en el minuto 37 y dar los tres primeros puntos al Levante UD FS en esta histórica participación en la Ronda Élite de la UEFA Champions League, a la que se clasificó desde la Ronda Principal como segundo de su grupo. Ahora solo el mejor de cada uno de los cuatro grupos logrará el billete para la lucha por el título entre abril y mayo.

La victoria de los de Paterna no fue fácil. Por segunda jornada consecutiva el Levante UD FS vio cómo su rival le remontaba la ventaja adquirida. En este caso, fueron Hamza (m. 14) y Araça (m. 17) los que adelantaron a los valencianos en el electrónico. Sin embargo, en la reanudación, el conjunto húngaro salió a por todas, y así llegaron los goles de Sipos (m. 22) y de Hamza en propia meta (m. 29) para establecer un empate que no beneficiaba a unos ni a otros, pues los húngaros cayeron ante el Benfica por 8-3 en su estreno. Por fortuna, y ya con juego de cinco en los últimos minutos, Gallo devolvió la esperanza a los granotas (2-3, m. 37) sin que su rival, que había asediado la portería de Fede, con algunas intervenciones milagrosas del meta valenciano, pudiera hacer nada para evitar su derrota. Rivillos, incluso, estrelló la última oportunidad en el palo.

Por otro lado, el Levante UD FS jugará los octavos de final de la Copa del Rey en febrero en partido único a domicilio ante Viña Albali Valdepeñas, tras el sorteo celebrado ayer en Madrid. Un rival al que eliminó dos veces el pasado curso.