En pleno bache de resultados en la competición liguera, el Levante llega a una de las citas más esperadas de la temporada: la Supercopa Femenina. Las granotas, que disputaron dos finales la temporada pasada, buscan enlazar la tercera consecutiva frente al rival que las tumbó el hace un año en el partido por este mismo título: el Atlético de Madrid.

El hecho de haber sumado cuatro de los últimos dieciocho puntos en Primera Iberdrola y estar a doce puntos de las colchoneras, que marcan la zona Champions, no es muy esperanzador. Pero el Levante es un equipo que se crece en las citas grandes y tratará de demostrarlo a partir de las 19:30 en Las Rozas.

Ángel Villacampa volverá a tener una lista importante de bajas. Alharilla puso un punto y aparte en su carrera deportiva para ser madre. Eva Navarro, la mejor de las granotas en la última edición de la Supercopa, volvió a lesionarse de su rodilla. La misma articulación mantiene fuera de los terrenos de juego a otras dos jóvenes importantes en el equipo como María Méndez y María Valenzuela. Y a ellas se suma Paraluta con una doble fractura en la mano. Tras la lesión de las dos porteras, el club tuvo que mover ficha y contratar a Maria Korenciova. Además, esta semana se ha incorporado al equipo Andrea Falcón, que está convocada a pesar de que acaba de recibir el alta tras una lesión grave.

Ante todos estos contratiempos y los malos resultados, Villacampa ha tenido que ir modificando el sistema de juego y ha alternado la defensa de tres y la de cuatro. Con esta última disposición venció el miércoles de la semana pasada al Eibar pero hincó la rodilla en casa el domingo frente al Athletic. En ese último encuentro el Levante dominó el juego pero dio muchas facilidades a las leonas para marcar tres tantos. En otros partidos, sin embargo, lo que ha acusado el equipo ha sido la falta de gol. A pesar de que los resultados no están acompañando, el entrenador toledano defiende que las sensaciones vienen siendo mejores y confía en hacerse con el pase a la final. Además, el Atlético no es un rival cualquiera para él, pues ya lo entrenó y ganó tres títulos en aquella etapa. Como técnico granota se ha enfrentado a las colchoneras dos veces: un amistoso de pretemporada que ganó el Levante 1-2 y el encuentro de ida de Primera Iberdrola, con triunfo rojiblanco por 2-1.

La convocatoria que publicó ayer el Atlético de Madrid no dejó indiferente a nadie: Virginia Torrecilla está de vuelta tras superar el tumor cerebral que le fue diagnosticado en mayo de 2020. La centrocampista, a pesar de su ausencia en el verde, ya fue un nombre propio en la final del año pasado, pues espoleó al equipo y fue la encargada de levantar el trofeo. En aquel partido las colchoneras hicieron valer su experiencia y apenas necesitaron media hora para conseguir el marcador por el que se impusieron: 0-3. Pero el Levante aprendió de ese correctivo y se vengó tanto en Primera Iberdrola como en la semifinal de la Copa de la Reina. Ahora las granotas pretenden cerrar el círculo en la misma competición. Óscar Fernández convocó ayer a toda la plantilla, así que hoy deberá hacer dos descartes. En la citación destacan dos jugadoras con un pasado granota muy reciente: Maitane y Banini.