A pesar de que el Levante tenga la intención de tocar lo justo su plantilla, «difícil de mejorar» según comentó Javi Calleja en la rueda de prensa del encuentro contra el Granada, el conjunto levantinista tendrá una pieza menos entre sus integrantes en los próximos días. Enric Franquesa, ante la falta de minutos con los que está contando en el presente curso, saldrá en calidad de cedido hacia el Leganés para recuperar el protagonismo perdido en Orriols. A pesar de que el Tenerife estuvo también en la terna de candidatos para adquirir los servicios del catalán, el conjunto pepinero, en la pelea por estar en puesto de promoción a final de temporada, será el que firme al lateral.

El acuerdo entre Enric Franquesa y el Leganés a falta de revisión médica, y tal y como anunció la cadena SER, está al caer con la intención de solventar una situación que no beneficia al nacido en Sant Cugat del Vallés. La competicia con Álex Muñoz, inamovible en los planes de Javi Calleja, y la presencia de un Marcelo Saracchi que, pese a que tuvo que parar en dos ocasiones por lesión en lo que llevamos de campaña, hizo que el ex del Villarreal tuviera un papel totalmente secundario. A falta de acuerdo oficial entre los dos clubes, Franquesa está preparado para hacer las maletas, en calidad de cedido, para seguir creciendo por la banda izquierda de Butarque.