Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La fundación del jardín de l'Albarda de Pedreguer compra una laguna en Toledo

Fundem custodiará junto a Global Nature un humedal hipersalino de 35.862 m2 adquirido por 11.272 euros

La laguna de la Redondilla forma parte de los Humedales de la Mancha. l-emv

La Fundación Enrique Montoliu (Fundem), propietaria del jardín de l'Albarda de Pedreguer, ha dado otro paso en la custodia del territorio. Ha adquirido por 11.272 euros los 35.862 metros cuadrados de la laguna de la Redondilla, un precioso humedal hipersalino que está en Villafranca de los Caballeros (Toledo). Ahora la Fundación Global Nature realizará labores de vigilancia, conservación y restauración de esta laguna de invernada, paso y reproducción de numerosas aves en peligro de extinción, como malvasías, pagazas, cernícalo primilla o la canastera. Destaca la colonia de pagazas piconegras (Geochelidon nilotica), que en el Libro Rojo de las aves de España figura como especie «vulnerable» y que en el Catálogo Nacional de Especies Amenazadas aparece como de «especial interés».

La Redondilla atesora un gran interés botánico. En los terrenos salinos que rodean la laguna, crecen especies del género Limonium o el Lepidium cardamines.

Esta laguna forma parte de la Zona de Especial Conservación «Humedales de La Mancha», también declarada por la Unión Europea Zona de Especial Protección de Aves (Zepa). Y está incluida en la Red Natura 2000 y en la Reserva de la Biosfera de La Mancha Húmeda.

Fundem da el salto fuera de la Comunitat Valenciana. Hace poco ya compró un bosque de 13 hectáreas en Muxika (Bizkaia). Recuperará junto a la Fundación Lurgaia el hayedo que es autóctono de la zona.

Fundem ya posee más de 400 hectáreas de terrenos de gran valor natural y paisajístico en la Serra de Bèrnia, la Vall de Laguar, la Vall de Gallinera, la Serra d'Espadà, Benimantell, la Pobla de Benifassà, la Marjal d'Almenara, el valle del río Mijares y la Casella d'Alzira.

El jardín de l'Albarda, de 50.000 metros cuadrados, que está a un paso del Montgó y que alberga 600 especies botánicas endémicas del Mediterránea, fue la primera piedra de uno de los proyectos de mecenazgo natural y custodia del territorio más importantes de España.

Compartir el artículo

stats