06 de noviembre de 2019
06.11.2019

Dénia y Pego, obligados a dotar de servicios básicos a una urbanización iniciada en 1979

El Síndic advierte a los dos consistorios que pueden incurrir en responsabilidad patrimonial si no arreglan las deficiencias

05.11.2019 | 22:34

Los residentes de Monte Pego ya esperan que los Ayuntamientos de Pego y Dénia se tomen muy en serio resolver las deficiencias de esta urbanización que se empezó a construir en 1979 y cuyas obras de urbanización todavía no han recepcionado los citados consistorios.

El Síndic de Greuges ha emitido una resolución contundente. El juzgado ha dejado claro que es el agente urbanizador, la empresa Monte Pego, S. A., el que debe arreglar las deficiencias de la urbanización (reasfaltar los viales y dotarlos de seguridad, concluir el alumbrado público y conectar la red de saneamiento a las de los citados municipios). Pero el Síndic advierte de que son los ayuntamientos los que deben meter en vereda a esta mercantil y ejecutar las obras de forma subsidiaria si no hay otra vía. Es decir, arreglar lo mucho que hay por hacer y pasarle la factura a la empresa.

La resolución incide en que es «fundamental» que los ayuntamientos adopten las medidas necesarias para que la urbanización cuente con servicios básicos y así poder recepcionar las calles y las redes públicos de alumbrado y saneamiento. Advierte de que la Constitución reconoce el derecho de los ciudadanos a tener una vivienda digna. Y subraya que los consistorios de Pego y Dénia pueden incluso incurrir en responsabilidad patrimonial, es decir, abonar indemnizaciones, si esta urbanización carece de calles y servicios en condiciones.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook