19 de junio de 2020
19.06.2020
Levante-emv

La Generalitat subvencionará la rehabilitación del palacete gótico de Xàbia conocido como la Casa dels Xolbi

El inmueble, situado en el centro histórico, conserva en su interior grafitis medievales

19.06.2020 | 12:47
La Generalitat subvencionará la rehabilitación del palacete gótico de Xàbia conocido como la Casa dels Xolbi

La Conselleria de Vivienda y Arquitectura Bioclimática ha incluido la rehabilitación de la Casa dels Xolbi (conocida popularmente también como de la Candelària) de Xàbia en la línea de intervenciones subvencionadas Actuaciones Urbanas 2020.

Esta convocatoria de la Dirección General de Calidad, Rehabilitación y Eficiencia Energética está encaminada a desarrollar proyectos de actuaciones urbanas, especialmente rehabilitaciones de edificios del patrimonio municipal, tanto de carácter social, cultural y/o histórico.
Xàbia presentó una memoria valorada de la obra necesaria para sanear integralmente el edificio, que en algunos puntos está en precario. La intervención, valorada en alrededor de un millón de euros, serviría para sanear la estructura y el tejado, sellar grietas y reparar las redes de agua o saneamiento. Una vez garantizada la seguridad estructural del inmueble el Ayuntamiento de Xàbia plantearía su reconversión en espacio cultural.

La línea autonómica de ayudas Actuaciones Urbanas se organiza en dos fases. La primera este mismo año e implica que la conselleria se encargará de la redacción del proyecto de ejecución de la obra. El segundo paso es su compromiso de consignar presupuestariamente su ejecución a partir del 2021. En el caso –como esta reforma- que la obra supere los 500.000 euros, se plantea la cofinanciación entre el Ayuntamiento y la Administración Autonómica.

El palacete gótico conocido como la Casa de los Xolbi está situada en el cruce entre las calles Roques, Loreto y Escola, dentro del espacio antiguamente delimitado por las murallas y a pocos metros de donde estaba el Portal del Mar. El edificio es una gran casa con 34 habitaciones de varias medidas y funciones, repartidas en cuatro plantas y es uno de los edificios más antiguos e interesantes de los que se conservan en la villa. Las trasformaciones y adaptaciones que ha sufrido entre los siglos XVIII y XIX no han modificado sustancialmente su apariencia externa.

El Ayuntamiento lo adquirió en 2005 y durante unos años acogió las oficinas del Registro y Padrón municipales hasta que el deterioro –sobre todo de las cubiertas- obligaron a dejar la casa vacía y a apuntalar el edificio. Paralelamente, el Museo Soler Blasco realizó catas y sondeos para documentar la larga vida de la casa.

Uno de los aspectos más interesantes del edificio es el conjunto de grafitis de cariz popular aparecidos sobre los enlucidos medievales de la casa, la gran mayoría realizados en carboncillo y otros incisos con una punta fina metálica, y con motivos diversos: embarcaciones, figuras humanas, signos geométricos, marcas de cuentas y de escritura.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook