Catorce municipios de la Marina Alta superan ya los 500 contagios por cada 100.000 habitantes. Doblan, por tanto, el índice de 250 casos en el que el Ministerio de Sanidad fija el nivel de riesgo extremo. El pueblo que ahora mismo atraviesa una situación más delicada es Orba. La última actualización de la conselleria de Sanidad sitúa los casos activos en 49. Esos son los vecinos que ahora mismo están aislados y en cuarentena al haberse contagiado. Además, entre los 15 fallecidos que hoy ha notificado la conselleria, uno es de Orba. La incidencia en este municipio se sitúa en 2.253 casos por cada 100.000 habitantes, es la cuarta más alta de la provincia de Alicante.

La siguiente localidad en este dramático ranking es Dénia. 478 vecinos están ahora mismo contagiados. La incidencia alcanza los 1.133 casos. Mientras, la Vall d'Ebo, que tiene dos casos activos (su población es de 216 vecinos), tiene una incidencia de 925 casos por cada 100.000 habitantes. En Teulada, la incidencia se sitúa en 890 casos; en Pego, en 849; en Ondara, en 826; en Xàbia, en 804; en Benissa, en 781; en Gata de Gorgos, en 760; en El Verger, en 754; en la Vall de Laguar, en 709; en Alcalalí, en 625, y en Calp, en 510.

En el otro lado de la balanza, está la Vall de la Gallinera, que no ha registrado ni un solo contagio desde que se declaró la pandemia. Sus 571 vecinos cruzan los dedos para que el coronavirus no penetre en este territorio que tiene algo de aldea gala hasta ahora inexpugnable para la covid-19.