Dos vecinos de la Marina Alta que se han contagiados de la covid-19 están ingresados en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del hospital de Dénia mientras que cuatro permanecen en planta. Hace una semana también había seis ingresados, si bien solo uno de ellos estaba en la UCI.

La situación del hospital es bastante estable. Mientras, la presión sobre los centros de salud, que realizan el seguimiento de los contagiados, está bajando. Así lo han asegurado hoy los responsables de Salud Pública y de Marina Salud en la reunión que han mantenido con los alcaldes de la Marina Alta. La incidencia en la comarca, ahora de 179 casos por cada 100.000 habitantes, sigue descendiendo.

Ya se observa claramente que la tendencia es superar poco a poco esta quinta ola de contagios.

Eso sí, los responsables sanitarios insisten en que quienes no se han vacunado todavía deben pedir cita en el mostrador virtual habilitado por Marina Salud y acudir a los vacunódromos a ponerse las dosis lo más pronto posible.

De momento, se han administrado 234.500 vacunas en la Marina Alta. El 70,24 % de la población tiene puesta al menos una dosis, mientras que el 58,36 % tiene la pauta completa. En los pueblos costeros, es donde se observa que hay más personas que todavía son reticentes a vacunarse. Y eso que los viales se han demostrado efectivos a la hora de protegerse de la infección y, sobre todo, al mitigar los síntomas. La mortalidad de esta quinta ola en la Marina Alta (tres vecinos han perdido la vida) es mucho más baja que en las anteriores.

El efecto de las vacunas también se nota en las residencias. Una sola residencia está bajo vigilancia activa de control sanitario grado 1 (G1) al detectarse casos de coronavirus. No obstante, esta misma semana se levantará esa situación de vigilancia sanitaria y el geriátrico podrá recuperar la normalidad y las visitas.