Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Calp carga contra Educación: «El nuevo instituto es una prioridad absoluta»

La alcaldesa recuerda que el centro se construyó para 500 alumnos y «ahora son 1.081 y la matrícula crece»

La alcaldesa de Calp, Ana Sala, del PP, empieza a enumerar los proyectos empantanados y no acaba: el segundo instituto, el segundo centro de salud, la pasarela sobre la N-332, las obras para recuperar el ruinoso Puerto Blanco... Y mete en el saco la protección del yacimiento romano de Banys de la Reina, que de la noche a la mañana ha dejado de ser Bien de Interés Cultural. «Los ciudadanos no tienen por qué pagar esta incompetencia», lanza Ana Sala, que culpa de tanto fiasco al Consell de Ximo Puig y al ministerio de Fomento, que es el que debe construir la pasarela, y al de Transición Ecológica, que tiene pendiente emitir el informe de compatibilidad y estrategia marina de la dársena deportiva de Puerto Blanco.

Todas estas obras urgen, afirma la alcaldesa. Pero hay una que es «una prioridad absoluta», la de la construcción del segundo instituto. «Y nos ha llegado que la conselleria de Educación no nos va a dar la competencia para licitar el proyecto hasta el año que viene. Eso significa que no tendremos instituto esta legislatura», advirtió Sala.

La munícipe recordó que el actual IES Ifach tiene que dar clases también por la tarde. Se construyó para 500 alumnos «y ahora son 1.081 y la matrícula sigue creciendo. Los alumnos que van a clase de 15 a 22 horas no pueden hacer ninguna otra actividad por las tardes».

La alcaldesa reveló que el instituto se ha quedado este curso sin cantina. «Educación ha sido incapaz de licitarla. No tiene ni pies ni cabeza. Los alumnos y profesores no van a poder tomarse ni un café ni un bocadillo».

Sala lanzó que el propio ayuntamiento podría pagar «los 4 ó 5 millones que cuesta construir el nuevo instituto». Avanzó que a Fomento le van a pedir la competencia para que el consistorio construya la pasarela peatonal sobre la N-332, que sube a un millón de euros.

«Lo que no quiero pensar es el que instituto no sale adelante por una cuestión política. Si fuera así, armaría la de San Quintín», dijo la alcaldesa, que, no obstante, subrayó que, de momento, optará por la vía más pacífica de intentar reunirse con los responsables de Educación y tratar de desbloquear la redacción del proyecto.

Compartir el artículo

stats