La tasa de vacunación en el Departamento de Salud de Dénia alcanza según han informado desde la concesionaria, Marina Salud, el 80% en la población mayor de 12 años. A pesar de los datos, los expertos no descartan la posibilidad de que se pueda declarar una sexta ola, debido a la transmisibilidad de la cepa delta y la efectividad vacunal. No obstante, según el Jefe de Medicina Preventiva del DSD, Antonio Valdivia, “si aumentaran los casos graves de COVID con la llegada del frío, la incidencia sería mucho más leve que en olas anteriores”.

En este sentido, el Dr. Valdivia ha subrayado en un comunicado la importancia de la vacunación, ya que ese 15-20% de población no vacunada representa la mitad de los ingresos en planta y en UCI. Además, añade el especialista en Medicina Preventiva del DSD, “la evolución de los pacientes infectados por COVID vacunados es mucho mejor y su evolución radicalmente más rápida que en los no vacunados”.

Los expertos ponen el acento en la población más mayor, a la que se recomienda continuar con el cumplimiento estricto de las medidas decretadas por el Ministerio y la Conselleria de Sanidad; ya que los mayores, al tener más más debilitado el sistema inmune debido al fenómeno de la inmunosenescencia, tienen mayor posibilidad de contagiarse por COVID y que, además, los casos sean más graves.

Durante este mes de octubre, los mayores de las 18 residencias de la tercera edad de la Marina Alta, han recibido la tercera dosis de la vacuna del COVID-19. A pesar de la triple vacunación y, aunque no sea obligatorio limitar las relaciones sociales, sí se recomienda auto-restringir el número de contactos sin mascarilla para esta franja de edad.