Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Una "marea" de toallitas ensucia la costa de Xàbia

Los ecologistas aseguran que los residuos arrojados al váter salieron por una alcantarilla que estaba abierta en la desembocadura del río Gorgos

Las fibras de las toallitas enganchadas en las rocas de la cala del Ministro. | A. P. F.

Las toallitas, el «monstruo de las alcantarillas», han vuelto a ensuciar el litoral de Xàbia. El temporal ha escupido cientos de estos residuos indestructibles. Las fibras se han enganchado en las rocas del Primer Muntanyar y, sobre todo, en la Punta de l’Arenal (cala del Ministro). Cuando remita la tempestad, los servicios de limpieza tienen trabajo.

La «marea» de toallitas revela incivismo y también que Xàbia tiene un grave problema con el saneamiento. El ayuntamiento ha realizado numerosas campañas para concienciar a los vecinos para que no tiren estos residuos al retrete. Provocan enormes tapones en el alcantarillado. Cuando llueve de forma torrencial, suele pasar que salten tapas de alcantarilla y surjan a borbotones aguas fecales y toallitas.

Ecologistes en Acció de la Marina Alta localizó el domingo una alcantarilla abierta en la desembocadura del río Gorgos. Advirtió de que por ahí pudieron salir las toallitas que llegaron al mar (estos días el río baja con caudal) y el temporal sacó en el Muntanyar y la Punta de l’Arenal.

Las tapas de los colectores que van por el lecho del río están selladas con una barra de hierro. Es un misterio que una de las bocas estuviera abierta. Eso sí, el ayuntamiento se apresuró a cerrarla.

Los ecologistas aseguraron que denunciarán ante el ministerio para la Transición Ecológica, la conselleria y la Confederación Hidrográfica del Xúquer que se producen vertidos dentro del río.

Los temporales en Xàbia suelen ir acompañados de una «marea» de toallitas. Estos residuos ensucian el litoral y enmarañan su belleza.

Compartir el artículo

stats