Familias y alumnos del IES Ifac de Calp exigen que el bachillerato se vuelva a impartir en este centro en horario de mañana y no de tarde (de 15 a 22 horas). Han recogido más de 500 firmas. Pero lamentan que el centro se enroque y mantenga para el próximo curso el turno vespertino. Recuerdan que el bachillerato se pasó a las tardes por la pandemia y para que los estudiantes estuvieran más separados en las clases. Ahora, sin embargo, ya se está normalizando todo y el bachillerato sigue relegado a la tarde. Sostienen que se ha producido "una bajada evidente del rendimiento académico" y ese horario dificulta la conciliación familiar (los jóvenes están solos en casa por las mañanas dado que sus padres trabajan). Además, estos alumnos no pueden por las tardes realizar actividades deportivas, artísticas o educativas.

Estas familias han hecho público su malestar ante la decisión del Consejo Escolar, que afirman que no les representa y donde los profesores son mayoría, de mantener el bachillerato por las tardes. Exigen que se realice una votación en la que participen todos.

Advierten que hay familias que se han visto abocadas a llevar a sus hijos a los institutos de otros pueblos.

También precisan que mantener el turno de tarde no puede justificarse en la masificación de este instituto, que tiene capacidad para 500 alumnos y donde estudian más de 1.100. Los alumnos de bachillerato son 77. "Pero esa masificación ya existía antes de la pandemia. El ayuntamiento ofrece otras instalaciones, tenemos edificios estupendos de los que podríamos disponer", indican estas familias que señalan que, "a la desesperada", puede pedirse barracones y clases prefabricadas para normalizar los horarios y que el bachillerato vuelva al horario de mañana.