02 de febrero de 2019
02.02.2019

Estivella celebra un fin de semana repleto de actividades por Sant Blai

El programa incluye calderas, muixeranga, bendición de miles de «coquetes» y «bous al carrer»

01.02.2019 | 22:29

Estivella celebra este fin de semana los actos festivos, lúdicos y religiosos en honor a Sant Blai, todo un clásico de invierno, donde además de la tradicional bendición de les coquetes, hay calderas, muixeranga y bous al carrer. La festividad de Sant Blai es santo y seña en esta pequeña localidad de La Baronia, y con las miles coquetes que se bendicen hacen una fiesta singular y muy especial para todos los vecinos de Estivella.

Este año la fiesta religiosa en honor a Sant Blai coincide en el mismo fin de semana con la celebración de los bous al carrer, de manera que se espera una masiva afluencia de visitantes durante hoy y mañana domingo.

Los actos religiosos tendrán lugar mañana domingo, con una sonora despertà a las 8 horas. Después los festeros y festeras de Sant Blai llevarán las coquetes para ser bendecidas, una tradición que perdura con el paso del tiempo, desde la plaça de la Constitució hasta la iglesia acompañados por la Colla de Dolçainers Germans Caballer de Sagunt. A las 12 horas, tendrá lugar la misa mayor y la bendición de les coquetes en el altar de la parroquia.

Al salir de misa, los vecinos disfrutarán con la actuación de La Torrentina con las figuras de la muixeranga para dar paso a la bendición de las calderas y comida amenizada por un dúo musical. Por la tarde, a las 19 horas, habrá procesión de Sant Blai y fuegos artificiales.

Aunque hoy sábado, la fiesta está en la calle con los bous al carrer. Se exhibirán reses de José Vicente Machancoses, Vicente Benavent y La Paloma, que atraerán a muchos aficionados taurinos de la comarca.


Miles de coquetes

Los vecinos y hornos de Estivella apuran los preparativos para la elaboración artesanal de más de 30.000 coquetes de Sant Blai, producto estrella del municipio.

En el Horno Begoña llevan días trabajando para satisfacer la demanda de estas pastas, realizadas artesanalmente una a una como antaño. Se trata de un producto elaborado a base de harina, azúcar, gaseosa, ralladura de limón, lecho y aceite y que es todo un manjar. También se hacen de chocolate. Su propietaria dice que «se vende durante todo el año, pero ahora es cuando más».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook