14 de febrero de 2019
14.02.2019

El IES Jaume I opta al premio nacional de innovación

El proyecto reconocido es el de aula compartida con el CEE Sant Cristòfol

13.02.2019 | 21:36

El aula compartida del CEE Sant Cristòfol y el IES Jaume I-Secció Clot del Moro de Sagunt ha sido distinguida como Proyecto de Innovación Educativa 2019. Este proyecto puede llegar a obtener el primer premio en la modalidad de atención a la diversidad tras ser elegido entre muchos otros.

Tras este proceso el centro saguntino opta al Premio Nacional de Innovación en materia de diversidad con otros ocho centros como la Devesa School, el Cei la Gacela; el Instituto Cap Norfeu, las Misioneras cruzadas de la Iglesia, El Colegio Europeo de Madrid, o el Leonardo da Vinci de Moralzarzal.

Este proyecto que ha posibilitado la incorporación del alumnado de educación especial al instituto saguntino ha generado una sinergia de trabajo enriquecedora para los estudiantes. El alumnado del centro de educación especial Sant Cristòfol que acude al Jaume comparte espacios, momentos y aprendizajes con el alumnado de ESO del instituto. «El trabajo comenzó con encuentros puntuales y visitas mutuas a los respectivos centros. De jornadas de encuentro y descubrimiento de las múltiples capacidades nació el impulso de esta experiencia. Ahora la realidad habla por si misma. Diversidad, inclusión y visibilidad son una oportunidad creada desde la cooperación entre dos centros educativos de la ciudad», apuntaba Joan García, uno de los impulsores de la experiencia.

La comunidad educativa de ambos centros se ha mostrado sumamente satisfecha con las consecuciones forjadas hasta el momento. Gracias a este tipo de iniciativas, la inclusión no queda en un mero titular puesto que la diversidad es, sencillamente, el eje vertebrador de la realidad del centro educativo. Una apuesta que pasa por la consolidación de la mirada compleja respecto de la realidad social que tan solo despierta el contacto, la cooperación y la interacción entre los jóvenes. Por su parte, el profesorado de ambos centros educativos ha valorado positivamente la experiencia, no solo en materia de innovación educativa sino y sobretodo en el enriquecimiento personal y curricular que se ha aportado. El aula compartida ha abierto las aulas de la enseñanza secundaria, una posibilidad que llega de la mano de estudiantes que hasta el momento quedaban reducidos a un centro de educación especial, a los que se negaba cualquier posibilidad de diversidad.


Otros aspirantes

Empatía, responsabilidad, crecimiento mutuo, cooperación y experiencia de la diversidad son aspectos que ambos centros educativos forjan con este proyecto que opta al premio Innovación 2019 en materia de diversidad. Los Finalistas Premios Innovación Educativa 2019 son muchos y se presentan en ámbitos como tecnologías de la comunicación y la información; transformación metodológica, diseños de espacios de aprendizaje; el impulso de enseñanza multilingüe, las actividades extracurriculares o la evaluación extracompetencial del alumno o la lucha contra el bullying entre otros.

La propuesta del Camp de Morvedre podía lograr hasta ayer el apoyo de la ciudadanía y aunque los votos en internet no son decisivos, sí serán tenidos en cuenta.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook