19 de septiembre de 2019
19.09.2019
Seguridad vial

Dos grúas para sacar al camión bloqueado en Algar tras seguir el GPS

Los trabajos se sucedieron ayer en la zona donde el vehículo se quedó atascado

19.09.2019 | 04:15
Dos grúas para sacar al camión bloqueado en Algar tras seguir el GPS

Los trabajos para poder mover el camión de 40 toneladas que quedó atrapado este martes en un ribazo de Algar Palància, al seguir las indicaciones erróneas de un GPS, se complican.

El problema principal se centraba a media mañana de ayer en la dudosa movilidad que podía tener la grúa de 100 toneladas, necesaria para desplazar el camión, dado el poco espacio de maniobra de la zona donde había quedado encallado el vehículo. «Los técnicos dudaban sobre si la grúa podría abrir del todo los brazos para sacar el camión puesto que no hay suficiente espacio», explicaban fuentes municipales después de estudiar diversas posibilidades y habilitar el terreno.

Anoche la previsión era que hoy comenzara el rescate con dos grúas, una de 100 toneladas que levantara el camión e hiciera una base para extraerlo, y otra que lo engancharía y lo sacaría marcha atrás.

Según ha podido conocer Levante-EMV, si todo va según lo previsto,al final de la mañana terminaría la operación, que ha requerido modificar el terreno donde estaba atascado. Ayer por la tarde habían terminado de reforzarlo tras añadir piedras para que pudiese soportar el peso de la grúa que se encargará de levantar el camión.

Para acceder a la propiedad y reformarla, el Ayuntamiento de Algar ha tenido que pedir permiso a la dueña de la parcela, y los gastos relacionados con el terreno deberán ser pagados por el propietario de la empresa de camiones. Como informó este diario, el martes un conductor extranjero encalló en un ribazo de Algar el camión de 40 toneladas que transportaba, tras meterse en un camino de huertos mientras seguía las indicaciones de su viejo navegador GPS. El aparato, en lugar de conducirle a Juan Arnal S.L., la fábrica de palets a la que se dirigía, le llevó hasta un camino de huerto sin salida, donde la tierra se desprendió y dejó atrapado al vehículo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook