15 de enero de 2020
15.01.2020

Investigada por robar «poco a poco» 3.000 kilos de aguacates en Les Valls

La Guardia Civil sospecha que una mujer de 50 años está detrás de 8 sustracciones en cinco pueblos diferentes

14.01.2020 | 21:37
Un guarda, en un campo.

El constante hurto de fruta puede originar enormes «agujeros», como se ha visto estos días en Les Valls. Sólo en esta zona, la Guardia Civil sospecha que una mujer de 50 años, que ya tiene identificada, ha robado «poco a poco» más de 3.000 kilos de aguacates en cinco pueblos diferentes, lo que le habría reportado unos ingresos de 4.433 euros.

La denuncia de un agricultor de Quart de les Valls a principios del pasado mes de diciembre fue decisiva para dar la voz de alarma de lo que estaba ocurriendo en otras propiedades: Aprovechando que los robos de aguacates son menos fáciles de detectar a simple vista que los de otras frutas, se iban sustrayendo de manera discreta y con pocas cantidades, pero de forma persistente e imparable.

Al tener conocimiento de los hechos, el Equipo Roca de la Guardia Civil de Sagunt inspeccionó establecimientos de alimentación y mercadillos ambulantes de las localidades limítrofes y mercados mayoristas de frutas y verduras hasta detectar que los aguacates de un puesto de venta podían tener una procedencia ilícita, lo que les llevó a tirar del hilo.

Como aseguran desde la Guardia Civil, los aguacates aprehendidos estaban a la venta por 1,5 euros el kilo, un valor inferior al del mercado, donde cada pieza se vende a un euro.

Dentro de esta operación policial denominada «Avokado», la mujer se personó junto a un agricultor que supuestamente le había dado la cosecha de aguacates para justificar su origen. Cuando el hombre observó las frutas aprehendidas y conoció la cantidad que se había vendido, manifestó que no podían ser de su huerto, puesto que él plantaba aguacates de la variedad Hass y los hurtados eran de la clase Lamb Hass.

Según las investigaciones, la sospechosa recogía los aguacates durante varios días y cuando tenía la cantidad suficiente los llevaba a un mercado de mayoristas para su venta. Por ello, ayer, el vicepresidente de la asociación de productores de Aguacates (Asoproa), Mariano Condomina, insistía en la necesidad de que los agentes controlen los puntos de venta, además de agradecer el trabajo de la Guardia Civil. De momento, a la mujer se le acusa de 8 sustracciones en los cinco pueblos de Les Valls.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook