«Con poco dinero y mucha voluntad» se puede ayudar a la regeneración del cordón dunar. Así lo están demostrando integrantes de Acció Ecologista Agró en Sagunt, junto a la gola de Quartell; una salida al mar que quedó taponada por el reciente temporal por toneladas de arena que, desde hace días, la Conselleria de Medio Ambiente ha retirado para poder reabrir el canal.

Esta operación fue aprovechada por los ecologistas para animar a reutilizar esa arena de una forma muy concreta: Reforzando el cordón dunar de la playa nudista para así mejorar su protección frente a los temporales.

Esto mismo es lo que ya se hizo con éxito hace dos años en el mismo lugar, pero hacia el lado sur. Por ello, tras aquella experiencia que ha dado buenos resultados, ahora se ha escuchado a los ecologistas y se ha decidido reforzar las dunas del norte, en lugar de actuar como en otras ocasiones: Esparciendo sin más la arena por la playa, de un modo que sólo aguanta hasta el próximo temporal. Para reforzar la nueva duna, voluntarios de Agró y otros franceses que colaboran con ellos ya han plantado algunas especies dunares, como hicieron en su día en la zona sur, para así contribuir a fijar más la arena.