Podría parecer una pavimentación más, pero no lo es. Las obras para acondicionar el aparcamiento de la avenida Mediterráneo del Port de Sagunt se iniciaron ayer tras años de demandas vecinales y gestiones municipales para adecuar esta zona donde se va a poder seguir estacionando gratis, frente a lo que ocurría en otros mandatos.

Aunque llegan en pleno verano, los trabajos tienen un plazo de ejecución de 15 días y comenzaron ayer después de que el consistorio tuviera que esperar hasta el pasado día 8 para recibir el permiso de la Demarcación de Costas.

Las obras, que están a cargo de la empresa Becsa, supondrán una inversión de 35. 880 euros que acabará con molestias de polvo y sacavones en una parcela de 4.632 m2. Pero, además de generar alrededor de 200 plazas de aparcamiento, traerá otros beneficios, como se remarcó desde el consistorio.

Según el alcalde de Sagunt, Darío Moreno, además de dar solución a una reclamación vecinal «ganamos un espacio para la ciudad que, además de para su uso de aparcamiento, en el futuro se podrá utilizar para cualquier tipo de evento». A su juicio, aunque se trate de una pequeña intervención «supone un gran paso para la ciudad y, en particular, para el paseo marítimo que seguimos poniendo en valor como una de las grandísimas zonas de atracción turística que tiene nuestra ciudad».

La obra también ayudará a desaguar las aguas pluviales, como añadió el edil de Mantenimiento, Pepe Gil. «Esta intervención además producirá un aumento importante de las plazas» ha declarado además de pedir comprensión a la ciudadanía durante las obras. Además, explicó que en la anterior legislatura «nos topamos con un aparcamiento que alguien había cedido a una supuesta asociación de discapacitados y tuvimos que pelear con Costas para que le quitaran esa cesión a la persona que llevaba la supuesta entidad» y además ha recordado en esa época había que pagar y ahora, ya no.

Desde Iniciativa Porteña se celebró el inicio de estas obras que reclamaban hace tiempo y se instó tanto a poner arbolado, como a solicitar a Costas el permiso para dar el mismo tratamiento «a ese otro aparcamiento de la playa mucho más grande y que también está lleno de socavones».