Suscríbete BLACK WEEK

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Contrato

Benifairó logra una rebaja del 3 % en el recibo del agua, pese a su privatización

El ayuntamiento adjudica el servicio a Aguas de Valencia durante los próximos 20 años

Benifairó logra una rebaja del 3 % en el recibo del agua, pese a su privatización

Benifairó logra una rebaja del 3 % en el recibo del agua, pese a su privatización

Benifairó de les Valls ha adjudicado a Aguas de Valencia la gestión del servicio del agua potable. Esta concesión tiene una vigencia de 20 años con el fin de garantizar un servicio sostenible, de calidad y sin coste adicional para los vecinos. Estas fueron las principales exigencias del concurso convocado por el ayuntamiento para ceder la gestión del agua.

«Entendemos este proceso como una mejora del servicio de suministro para nuestros vecinos. La concesión exige el mantenimiento del precio del agua durante todo el periodo de adjudicación», apunta el alcalde del municipio, Toni Sanfrancisco. La empresa ha ido más allá al asumir el compromiso de reducir un 3 % el precio actual de la tarifa.

Otras condiciones del contrato son el pago de la deuda del consistorio de Benifairó con Aigües de Sagunt por el coste previo de la llegada del agua a la potabilizadora, además de las mejoras previstas en el sistema de suministro a los vecinos. «Conceder la gestión del agua a una empresa no supone exclusivamente mejoras en clave económica -apunta Sanfrancisco- sino y sobretodo la medida responde a una mejora en atención y servicio a la ciudadanía. El control del suministro pasa por reducir fugas y agilizar las reparaciones, que, en ocasiones, resulta muy invasiva en diversas zonas de la localidad».

En los últimos años, Benifairó constata una pérdida de agua del 60 % con lo cual el déficit tanto económico como medioambiental resulta sumamente grave. «Nuestro objetivo con esta concesión pasa por dar una atención permanente a nuestros vecinos para evitar situaciones como las que hemos vivido en los últimos años de fugas e inundaciones de viviendas. Pretendemos que Benifairó cuente con un suministro de agua excelente, tanto en gestión técnica como de atención al usuario».

La firma adjudicataria se compromete a la modernización y optimización de infraestructuras, así como una gestión transparente, según contempla el contrato. Durante los próximos tres años, Aguas de Valencia se compromete a completar el anillo de alta presión para todo el municipio y así evitar las diferencias de fuerza en la salida del agua entre la parte alta y la zona del pueblo.

Por otra parte, la empresa prevé una sectorización de la red para detectar y reparar las fugas de forma más ágil y eficiente. Este paquete de medidas también contempla el cambio de contadores de las viviendas, con lo que se agilizará la lectura y se optimizará el servicio a los domicilios al ser mucho más fácil constatar cualquier fuga. «Evitar gastos injustificados a los vecinos es otro de los motivos para adjudicar el servicio a una empresa, puesto que no solo no vamos a subir el precio del agua en los próximos 20 años, sino que además se ajusta el cobro al consumo con mayor precisión», afirma el alcalde de Benifairó.

El servicio se sustentaba por el momento con los 120.000 euros que el ayuntamiento recaudaba por el servicio, con unos gastos de mantenimiento del 50 % de estos ingresos y los 50.000 euros por la compra del agua. «El principal problema lo tenemos en las pérdidas. El entramado está obsoleto y las reparaciones resultan cada vez más complejas; este cambio en la gestión viene motivado esencialmente por garantizar el suministro». afirma Sanfrancisco.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats