El pleno del Ayuntamiento de Petrés aprobó de manera provisional el presupuesto de la corporación para el próximo ejercicio, que roza los 513.000 euros. Sin la previsión de contratar ningún préstamo, el consistorio presidido por Pere Peiró reserva 13.000 euros para la partida de inversiones. Los gastos de personal (235.705 euros) y en bienes y servicios (230.409 euros) se quedan con más del 90 % de un presupuesto que crece 7.500 respecto al presente ejercicio.