Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Faura retoma la fiesta de la Virgen

La iglesia acogió de nuevo la celebración tras el obligado parón de 2020 con aforo limitado y otras medidas

El   | LEVANTE-EMV

El | LEVANTE-EMV

La pandemia ha dado esta vez un respiro y ha permitido celebrar en Faura la fiesta de la Mare de Déu dels Desemparats que tuvo que anularse en 2020.

Inauguración del árbol en Estivella. | LEVANTE-EMV

A pesar de no contar con actos multitudinarios, no poder procesionar con la imagen o no escuchar la música de la banda por las calles de la localidad; la liturgia siguió su curso.

Por ello, la familia Caballero Martínez pudo celebrar la festividad en la misma iglesia. Un programa de actos marcados por eucaristías y cánticos en honor a la Virgen que concluyeron con una misa mayor cantada por Silvia Queralt y un castillo de fuegos artificiales que puso punto final al primer acto celebrado en el templo en estos momentos de desescalada controlada.

Tanto la comunidad cristiana de Faura como el párroco de la iglesia, Guillermo Carrasco, han querido vivir con respeto y devoción la celebración. La limitación en el aforo de acceso al templo, las normas de distancia e higiene de manos han preservado la celebración de cualquier riesgo.

Compromiso

Con todo, los vítores a la Mare de Déu volvieron resonar en el templo de Faura articulados por una familia que ha querido mantener su compromiso con la celebración a pesar de la complejidad de la situación.

Joaquín Caballero y Luisa Martinez, con sus hijas y sus familias; Sabina Caballero y Joaquín Gallent, Carla y Hugo Gallent; Maria Pilar Caballero y Oscar Juan junto con Nadia e Ivan Juan han querido protagonizar una fiesta que esperaban ya desde el año pasado.

A pesar de no poder impulsar un festejo abierto, participado por todos sus vecinos y amigos, los clavarios han querido vivir fervorosamente la celebración de la festividad a la Mare de Déu.

Compartir el artículo

stats