Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Sagunt entrega sus Premis Literaris

Guillem Rosselló Bujosa ganó en narrativa y Ferran Joanmiquel Pla, en teatro, pues el de poesía quedó desierto

14

Los galardonados con las ediles tras recibir los premios. Daniel Tortajada

La entrega de los Premis Literaris Ciutat de Sagunt 2021 llenó ayer de emociones el Centro Cultural Mario Monreal. En una gala conducida por Camí de Nora, Guillem Rosselló Bujosa y a Ferran Joanmiquel Pla recogieron sus galardones en las modalidades de narrativa y teatro, respectivamente, pues el jurado esta vez decidió por unanimidad declarar desierto el premio de poesía.

El profesor y escritor Guillem Rosselló Bujosa (Bunyola, Mallorca, 1959) se impuso en narrativa con ‘El cor de la geneta’, una obra que narra las condiciones sociales, familiares y económicas en Mallorca y en la mayor parte de España en el momento del estallido de la Guerra Civil.

Ferran Joanmiquel Pla, natural de la localidad catalana de Sant Julià de Ramis (1975), ganó el primer premio en teatro con ‘Dones que parlen’, un trabajo que habla «de la necesidad de recuperar la voz y la fe en la lucha. Y, sobre todo, de la necesidad de reconciliación», según explicaban desde el ayuntamiento. «Está centrado en la activista anarcosindicalista Frederica Montseny, en la etapa de la Segunda Guerra Mundial cuando ya había sido ministra de la República durante el gobierno de Largo Caballero y se encontraba encerrada en la prisión francesa de Limoges, pendiente de su juicio de extradición hacia España, embarazada de cinco meses», añadían desde el consistorio.

La primera teniente de alcalde, María José Carrera, presidió la entrega de los premios indicando que ésta es una de las convocatorias literarias «más prestigiosas de nuestra tierra» y se dirigió a los premiados para explicar que «representáis el trabajo constante y consciente desde la esencia y las raíces, por la tierra y la cohesión social, tanto desde la lengua, como desde la cultura. Días como el de hoy son idóneos para reivindicar desde aquí la cultura y la gente que trabaja y hace cultura cada día».

Además, disculpó la ausencia del alcalde a causa de «compromisos ineludibles, le habría gustado acompañarnos como ha hecho otros años». También ha agradecido al Gabinete de Promoción del Valenciano del Ayuntamiento de Sagunt y a la concejala María Josep Soriano su «esfuerzo y dedicación». Asimismo, recordó que este año se conmemora el centenario de Jaume Bru i Vidal, «al cual debemos meditadas páginas sobre el pasado saguntino y valenciano como cronista, pero también es el mismo que ha ilustrado nuestra sociedad con poemas de un gran valor. Por eso, uno de los premios lleva su nombre, aunque este año haya quedado desierto», dijo en un acto al que no faltó el hijo de Jaume Bru i Vidal, Santiago Bru Ripollés.

La concejala del Gabinete de Promoción del Valenciano, Maria Josep Soriano, mostró su satisfacción por «la gran acogida que han tenido nuestros queridos premios literarios con un total de 71 obras presentadas». También lamentó no haber podido otorgar el premio de poesía ‘Jaume Bru i Vidal’ «porque el jurado privilegia la calidad de los textos presentados», dijo además de considerar «un placer celebrar este acto que prestigia la literatura en valenciano y en nuestra ciudad y que el año próximo cumplirá 25 años. Os esperamos», agregó.

Reconocimiento

El premio de narrativa está dotado con 6.000 euros y el de teatro, con 3.000 euros. Asimismo, en el acto se ha hecho entrega del sobre con el premio y de una placa de cerámica conmemorativa elaborada por el alumnado del Taller de Integración Voramar del Ayuntamiento de Sagunt.

Los jurados de este año han estado integrados por Manel Joan i Arinyo, Raquel Ricart y Josep Usó (narrativa); Lola López, Mariola Ponce y Manuel Molins (teatro); y Manuel Bellver, Begonya Mezquita y Josep Porcar (poesía).

De las 71 obras recibidas de toda el área lingüística, optaban al XVIII Certamen de Teatre ‘Pepe Alba’ 17 ; para el XXIII Certamen de Narrativa se habían presentado 18 originales, y en realidad donde había más competencia era en el XXIV Certamen ‘Jaume Bru i Vidal’ de poesía, que se quedó desierto pese a que a él aspiraban 36 obras.

Compartir el artículo

stats