Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Motor de aprendizaje

El CEIP Santa Anna de Quartell trabaja el otoño desde el juego

Motor de aprendizaje |

Gincana. Los alumnos se forman degustando, cantando y jugando. 1 Estudiantes del CEIP Santa Anna mostrando sus trabajos otoñales.

Motor de aprendizaje |

2 Niños y niñas descubren los sabores del otoño.

Motor de aprendizaje | LEVANTE-EMV

3 Juegos en el centro. F

Degustar, jugar, cantar y vivir el aprendizaje de forma cooperativa con el objeto de crecer en la inclusión y la interculturalidad es la apuesta del CEIP Santa Anna de Quartell donde la tradición e innovación caminan de la mano en la jornada de aprendizaje de este centro educativo durante «la tardor». Actividades en las que, un año más, la «Castanyera» vistió sus mejores galas ante los más pequeños de la localidad que vivieron una jornada formativa significativa.

Una gincana articulada por todo el espacio exterior del centro educativo vertebró la actividad. Las castañas convertidas en pistas para una gincana; juegos tradicionales como el de las sillas o carreras de relevos dieron su toque dinámico a la Dia de la Tardor.

Un taller de arte sumó en clave de creatividad a una jornada que año tras año entusiasma a la comunidad educativa de la Escola Santa Anna.

Las familias participan en un evento que permite al alumnado degustar zumo de naranja, dulces de temporada o palomitas de maíz entre muchos otros alimentos propios de la temporada de otoño.

Jugar, experimentar y cooperar son esenciales en la construcción de los aprendizajes del alumnado. Una dinámica inclusiva que favorece la participación de todos y el intercambio experiencial e intercultural. Desde el Ceip Santa Anna, apuestan por mantener este tipo de días para forjar la implicación y vivencia de toda la comunidad educativa. Una escuela en movimiento que se compromete con su entorno próximo.

Compartir el artículo

stats