El club náutico de Canet d’en Berenguer ha sido el único de la provincia de València galardonado con una bandera azul, convirtiéndose así en uno de los pocos puertos en conseguirla en los últimos años.

Una noticia que recibían este miércoles y que valoran como una «recompensa al esfuerzo realizado en los últimos años, fruto de la sensibilidad medioambiental de la nueva directiva y la concienciación que existe en la entidad en el cuidado por el medio ambiente», afirmaban el gerente y el presidente de la entidad, Juanmi Fortea y Pepe Marzal,respectivamente.

Este distintivo, que «es fruto del trabajo bien hecho», añadían desde el club, supone la puesta en valor de nuestra marca, que ya se vincula a un sello de calidad medioambiental, con el que se garantiza un buen servicio, respetuoso con el medio ambiente, a nuestros usuarios», afirmaban.

El gerente explicaba que son enormes los esfuerzos que se vienen realizando en la gestión medioambiental del puerto, para conseguir ser «un club náutico más sostenible» al mismo tiempo que reconoce la exigencia de los parámetros para conseguir esta bandera azul.

Entre las acciones que han llevado a cabo este año destaca el cambo de luminarias a led, un primer paso que culminará con la instalación de placas fotovoltaicas para consumo propio y ahorro de energía, disminuyendo así la huella de CO2. Por otro lado, se han comprado vehículos no motorizados para la circulación de los usuarios. El número de contenedores de residuos se ha multiplicado para una recogida selectiva.

También está en marcha la digitalización del puerto, se va a modernizar el varadero y se está trabajando para automatizar la gasolinera, explicaban.

«Estamos muy contentos, y desde luego, este galardón supone una inyección de moral y energía para seguir trabajando»