Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La falta de liquidez de Sagunt deja varios edificios sin agua caliente

El concejal de Deportes, Javier Timón, achaca al «bloqueo» del presupuesto que la caldera del Ovni y la piscina internúcleos se haya quedado sin gasoil durante toda esta semana

Las duchas del Ovni y la piscina no tienen agua caliente. Daniel Tortajada

Dos instalaciones municipales, la piscina y el pabellón internúcleos, están sin agua caliente en los vestuarios durante esta semana debido al «bloqueo» económico que sufre el Ayuntamiento de Sagunt, que le impide comprar el carburante que necesita la caldera. Así lo reconoce el concejal de Actividad Física, Salud y Deportes, Javier Timón, quien apunta en palabras a Levante-EMV que «el presupuesto todavía se está cargando -después de que el tripartito lo aprobara con más de cuatro meses de retraso- por lo que no podemos habilitar la partida» para pagar el combustible.

Con la solución definitiva prevista para «principios de la próxima semana», ya que «está todo preparado y será automático una vez que se carguen las cuentas», el ayuntamiento ha gestionado con la empresa que suministraba el gasoil a través de un contrato menor que «haga la carga mínima que nos permita funcionar durante una semana», según Timón.

En caso de que esta propuesta no fructifique, tanto los usuarios, vecinos y clubes de Sagunt, de la piscina y el pabellón, especialmente durante una jornada del sábado en la que hay previstos varios partidos oficiales, se tendrán que conformar con una ducha fría o con acudir a los vestuarios de la pista de atletismo.

Afortunadamente, el problema solo afecta a estas dos instalaciones, a las que le llega el suministro del mismo depósito, pero el edil admite que «la necesidad de combustible viene cuando viene», en referencia a la posibilidad de haber previsto esta circunstancia y evitar así una semana sin agua caliente en el Ovni y la piscina internúcleos.

En este sentido y según un inventario energético encargado recientemente por el consistorio con datos de 2019, hasta 15 edificios municipales requieren de suministro de gasóleo. Se trata concretamente de seis colegios, otras tantos instalaciones deportivas, el conservatorio, el Centro Cívico del Port y el propio Ayuntamiento de Sagunt. A estos centros se unen buena parte de la flota de vehículos, cuyo consumo energético conjunta ronda un equivalente a 8.141 MWh que se traducen en cerca de 750.000 litros de este carburante al año, según las estimaciones del estudio elaborado por Azigrene Energiza por encargo del departamento municipal de Medio Ambiente.

Contrato desierto

De hecho, el consistorio lanzó en febrero de este año un contrato para la compra de combustible, que dividió en dos lotes para el suministro a vehículos y para la calefacción de los edificios municipales. En el primer caso, ya se adjudicó a Solred, pero en el segundo quedó desierto y se volvió a sacar a licitación la semana pasada.

En este procedimiento, para el que hay consignado más de 1 millón de euros para cuatro años, las empresas todavía pueden presentar sus ofertas hasta la primera semana de junio y en su formalización es cuando se regularizarán los suministros. Hasta ese momento, el consistorio tendrá que seguir funcionando con contratos menores que no vuelvan a poner en peligro el combustible necesario.

Compartir el artículo

stats