Representantes de CC OO se han concentrado hoy en la entrada del Port de Sagunt en apoyo de un delegado despedido en la regasificadora de Saggas y en contra de la persecución sindical. 

Durante la concentración, el secretario general de la Federación de Industria de CCOO PV, Juan José Picazo, y el secretario general de la Unión Intercomarcal de CCOO Camp de Morvedre-Alt Palància, Sergio Villalba, han explicado a las personas asistentes "el contexto en el que se enmarca el conflicto en Saggas", como apuntan desde el sindicato, mientras en la empresa confirmaban el despido y aseguraban a Levante-EMV "lamentar haber tenido que tomar esta decisión, que se ha debido a motivos estrictamente laborales".

 

Según explicaban desde CC OO: "Desde las elecciones sindicales de 2019 en las que Comisiones Obreras obtuvo la totalidad de la representación en el comité de empresa, la representación de los trabajadores y las trabajadoras ha denunciado diferentes actuaciones empresariales por considerarlas lesivas para los derechos laborales y socavadoras de las condiciones de seguridad y salud del personal en dicho centro de trabajo", apuntan desde el sindicato.

 

"La gasística ha respondido con sanciones, amonestaciones y apercibimientos de falta contra los componentes del comité, e incluso contra el resto de integrantes de la candidatura de CCOO", añaden además de decir que "la última" medida "ha sido el despido de un representante sindical, precedido de una comunicación de apertura de expediente sancionador con argumentos de tan dudosa legalidad que podrían ser usados jurídicamente contra SAGGAS por posible vulneración derechos laborales e intento de coerción de la libertad sindical mediante intimidación del personal".

 

Vamos a seguir denunciando públicamente la hipocresía de aquellas empresas que mientras hacen gala de Responsabilidad Social Corporativa se dedican a hostigar hasta el despido a quienes defienden las condiciones de trabajo y la seguridad y la protección de la salud de las trabajadoras y los trabajadores. Comisiones Obreras seguirá respondiendo con contundencia ante cualquier ataque a la libertad sindical, pues toda conducta antisindical es un ataque a la democracia, quiebra uno de los principios jurídicos fundamentales en que se basa el actual sistema de relaciones laborales en España y por tanto, toda conducta antisindical nos deja en situación de indefensión a las trabajadoras y a los trabadores” han advertido.

Por todo ello, el sindicato ha avanzado que "actuará con firmeza contra todo tipo de acoso laboral y sindical, recurriendo a todas las instancias a su alcance y realizando todas las acciones necesarias para revertir dichas situaciones".

De hecho, tras fracasar el diálogo con la empresa para que revierta el despido de un delegado del comité, no solo se continúa pendiente del pronunciamiento de la Inspección de Trabajo y de las acciones legales emprendidas por el afectado. También desde CC OO se van a seguir las acciones que incluyen protestas ante la sede en Madrid de ENAGAS, la empresa a la que pertenece Saggas.